Evidencia de EEUU no convence a Rusia

Evidencia de EEUU no convence a Rusia
Una niña corre junto a una pancarta durante una protesta en España contra la intervención militar en Siria.
Foto: ap

DAMASCO/AP — La información que Estados Unidos mostró a Rusia para tratar de probar que el régimen sirio fue el autor de un presunto ataque con armas químicas es “poco convincente”, dijo ayer el máximo representante de la diplomacia rusa.

El ministro ruso de relaciones exteriores Serguéi Lavrov dijo que “no había nada específico” en la evidencia presentada por Washington. “Nada de coordenadas geográficas, ni nombres, ni se demostró que las pruebas fueron hechas por los profesionales”. No dijo a qué pruebas se refería.

Estados Unidos insiste en que las tropas del presidente sirio Bashar Assad estaban detrás del ataque con armas químicas del 21 de agosto, en el cual —dice— murieron más de 1,400 personas, y está considerando efectuar ataques contra su régimen.

Moscú es el principal aliado de Assad y su proveedor de armas, y lo ha protegido en Naciones Unidas.

Lavrov dijo que las autoridades de Estados Unidos le dijeron que no pueden compartir con él toda la evidencia porque parte de ella es confidencial.

“Lo que nuestros colegas en Estados Unidos, Gran Bretaña y Francia nos han mostrado en el pasado, y lo que nos han mostrado recientemente, no es convincente en lo absoluto”, dijo Lavrov en la academia de diplomacia de Rusia.

“Y cuando se les pide que den más pruebas dicen que no pueden porque todo es secreto”, añadió.

El domingo, el secretario de Estado John Kerry afirmó que Estados Unidos tiene pruebas, como muestras de sangre y cabellos, de que se usó el gas sarín en el ataque perpetrado el 21 de agosto.

Inspectores químicos de la ONU visitaron la semana pasada la zona afectada, recolectando muestras biológicas y geológicas, pero no queda claro cuándo entregarán sus conclusiones.

De otro lado, los servicios de inteligencia de Francia denunciaron que el régimen sirio lanzó un ataque 21 de agosto en el cual hubo “uso masivo de productos químicos” y advirtió que Damasco podría realizar ofensivas similares en el futuro.

El gobierno francés publicó ayer un resumen de nueve páginas sobre el programa de armas químicas de Siria, en el que concluyó que por lo menos 281 muertes podían atribuirse al ataque en áreas fuera de Damasco.