Rechazan acusaciones de sabotaje eléctrico

Rechazan acusaciones de sabotaje eléctrico
Habitantes de la ciudad de Caracas se reúnen en una terminal de autobuses después de un fallo en una línea de transmisión del sistema eléctrico en Caracas, Venezuela, que dejó sin luz a la ciudad por cuatro horas.
Foto: efe

Caracas/Notimex — El dirigente opositor venezolano Pablo Medina rechazó ayer las acusaciones del Gobierno de su país de que la oposición gestó un “golpe eléctrico”, luego del apagón que el martes afectó durante horas a Caracas y a varias regiones de Venezuela.

Medina, integrante de la Junta Patriótica, responsabilizó al gobierno del presidente, Nicolás Maduro, por el apagón debido a que se dejaron de hacer las inversiones requeridas para mantener la operatividad del sector eléctrico.

“Por supuesto que es un golpe, pero no de la oposición, sino del régimen que no hizo las inversiones necesarias para mantener el sistema eléctrico”, fustigó Medina, quien en el pasado fue dirigente sindical en la corporación eléctrica de Guayana, en el sur del país.

El martes, Venezuela sufrió un apagón que afectó a Caracas y al menos 12 estados del centro y occidente, lo que generó caos vehicular, fallas en los sistemas de trenes y subterráneos e incluso la postergación de partidos del premundial de baloncesto.

Maduro respondió rápidamente acusando a la oposición por la falla. “A esta hora todo parece indicar que la extrema derecha ha retomado su plan de golpe eléctrico contra el país. Alerta y activos los venceremos”.

Varios medios locales de comunicación destacaron que en abril pasado, a raíz de continuos apagones, el mandatario ordenó a la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) tomar las instalaciones de generación y distribución para evitar eventuales sabotajes.

Medina subrayó que en 1999 presentó un proyecto de ley sobre el mantenimiento del sector eléctrico al predecesor de Maduro, el fallecido presidente Hugo Chávez, pero que éste fue “engavetado” por la “ineptitud” del gobierno.

Aseguró que esta falla eléctrica es un síntoma de los problemas que afectan a Venezuela en muchos campos, por lo que pronosticó que los venezolanos se van a “deshacer” del gobierno de Maduro.

“El país está cansado de esta situación, no sólo en el sector eléctrico, sino del desastre económico y político. Por eso este país se va a deshacer del régimen de Maduro y eso es bueno que el mundo lo sepa”, sentenció.