Están a punto de cumplir su sueño

48 jóvenes tendrán la oportunidad de mostrar que poseen la calidad para jugar en la Liga MX y la MLS
Están a punto de cumplir su sueño
Acción de un parito anterior entre promesas del futbol que este fin de semana serán observados en el Stubhub Center.
Foto: CORTESÍA: Alianza de Futbol Hispano

La gran oportunidad de convertirse en profesionales del futbol llegó para 48 jóvenes que el día de hoy inician su última etapa de observación en busca de ganarse un lugar en equipos de México y la MLS.

Jugadores de 15 a 19 años, provenientes de diversas ciudades de Estados Unidos, se reunirán en el StubHub Center de Carson para mostrar sus habilidades y tratar de despertar el interés de varios visores que están listos para ofrecerles un contrato.

“Estos jóvenes están muy cerca de conseguir su sueño”, dijo Joaquín Escoto, quien es director de Alianza, el programa hispano amateur de futbol más grande en los Estados Unidos.

El directivo explicó que este programa de visorías comenzó el mes de abril en 11 ciudades de la Unión Americana, en donde fueron observados cerca de 7 mil futbolistas.

Los finalistas jugarán partidos hoy, mañana y el domingo, en contra de clubes organizados de Los Ángeles y Xolos de Tijuana, y demostrarán que tienen la calidad para dar un paso adelante en su carrera.

Los jóvenes serán observados por visores de reconocida trayectoria profesional como Claudio Suárez, actual directivo del Querétaro; el entrenador Efraín Flores; el ex portero de los Pumas, Sergio Bernal, y el jugador del León, recién convocado a la selección mexicana, Rafael Márquez.

Escotó explicó que será la noche del domingo, en un evento a efectuarse en un hotel de Carson, cuando se den a conocer los nombres de los jugadores a los que se les hará una invitación formal para integrar equipos profesionales.

“Muchos de estos visores, que son directivos de sus equipos, ya vienen con la intención de darle un contrato al jugador que les llame la atención”.

El jugador que sea elegido para integrarse a un club profesional lo sabrá cuando alguien se acerque a ponerle en el cuello una bufanda con los colores y el escudo del equipo que pretende sus servicios.

“Ver la sorpresa que se llevan los jugadores cuando les ponen la bufanda es lo mejor de todo esto”, dijo Escoto.