La Pau es una ‘roba’ maridos

Nueva York/Bang Showbiz — El idílico romance que mantienen Paulina Rubio y Gerardo Bazúa ha provocado un aluvión de críticas y reproches por parte de la exmujer del joven cantante.

Yuriko Sandoval-Bazúa acusa a la artista de haberse entrometido en su matrimonio tras recibir unas reveladoras fotografías a principios de este año —enviadas en un mensaje de correo electrónico— en las que se veía a su todavía marido en brazos de Paulina durante una secreta estancia en Cancún, México.

“Gerardo desapareció durante tres días. Cuando llegó, le pregunté si tenía una amante y me dijo que sí, que era Paulina Rubio. Si él nunca la hubiera conocido todavía estaríamos juntos. Ella tiene la culpa de todos nuestros problemas”, confesó Yuriko con indignación a la revista estadounidense Star.

A esta decepción se une también el malestar que tal noviazgo habría generado entre buena parte de la opinión pública latinoamericana, que no aprobaría que la chica dorada iniciara una aventura con el intérprete cuando este todavía estaba casado. Aunque trataron de ocultar su relación sentimental , varias fotografías de la pareja en un yate en Miami hicieron finalmente público el pasional romance.