Demócratas hacen último intento por salvar reforma migratoria

Los legisladores se reunirán mañana para valorar un proyecto de ley migratorio

Guía de Regalos

Demócratas hacen último intento por salvar reforma migratoria
El Líder de la Mayoría en el Senado, Harry Reid (D- Nev) no oculta su pesimismo sobre el futuro de la reforma migratoria en EEUU.
Foto: AP

Washington, D.C.- El liderazgo demócrata evalúa presentar una nueva propuesta migratoria, que espera pueda cambiar la dinámica que está liquidando la reforma en la Cámara de Representantes. Será el último intento por salvarla e identificarse una vez más con esta causa a nivel político.

Mañana miércoles por la tarde la bancada demócrata completa tendrá una reunión general para evaluar la posibilidad. De acuerdo a fuentes cercanas a las negociaciones, la idea es presentar un proyecto de ley que combine la propuesta aprobada por el Senado, con un cambio.

Los legisladores extraerían una criticada enmienda (Hoeven-Corker) incluida en ese proyecto de ley. Esta requería doblar el número de agentes en la patrulla fronteriza llegando a cerca de 40,000; completar el doble muro en 1,126 kilómetros de frontera, entre otros puntos.

“Muchos de nuestros miembros no están de acuerdo con esa enmienda”, aseguraron. El plan entonces es incluir el proyecto de ley sobre seguridad fronteriza aprobado en mayo por el comité correspondiente en la Cámara de Representantes.

La medida requiere que el Departamento de Seguridad Nacional utilice tecnología para adquirir un control operacional completo de la frontera y producir resultados numéricos que puedan dar cuenta del progreso.

“El Comité Judicial de la Cámara de Representantes se ha dedicado a aprobar sólo propuestas punitivas hacia la comunidad inmigrante y esa no es la forma de avanzar el debate migratorio en el Congreso. Debemos utilizar todos los recursos disponibles para avanzar este debate”, dijo el congresista demócrata de Florida Joe García.

Fuentes en el Capitolio explicaron que la semana pasada se expuso la nueva estrategia en una reunión del Caucus Hispano y se resolvió apoyar esta opción. Aunque en agosto la líder de los demócratas en la Cámara Baja, Nancy Pelosi, había hablado de una “petición de descarga” para mover la reforma migratoria en el Congreso, los demócratas se han alejado de esta opción. Hasta ahora es la única alternativa concreta para forzar un voto.

Esta táctica legislativa hubiera impuesto un voto sobre el proyecto de ley del Senado, pero según fuentes en el partido, no hubiera logrado el apoyo suficiente por la enmienda Hoeven-Corker.

Fuentes en la bancada aseguraron que aún no se ha tomado una decisión final. “Lo que sabemos por ahora es que no dejaremos que los republicanos maten lentamente la reforma migratoria”.

Si los demócratas siguen con este plan, probablemente será un elemento a su favor en las próximas elecciones, en el campo del voto latino, ya que una medida como esta los pone en el otro extremo del debate.