Betty Pino murió a causa de cirugía estética

La autopsia reveló que murió de una sepsis, tras una operación para extraer silicona

Miami/EFE — La autopsia practicada a la locutora musical de origen ecuatoriano Betty Pino concluyó que ésta falleció por una sepsis tras una operación estética para extraer silicona que se había inyectado en sus glúteos, informaron medios locales.

Pino, que se encontraba ingresada desde julio, murió el pasado 7 de agosto en un hospital de Miami, a los 65 años, como consecuencia de una infección bacteriana, según recogieron entonces los medios.

La popular locutora, que tanto contribuyó al reconocimiento de los cantantes españoles en EE.UU., se había sometido a una operación estética para eliminar la silicona que se había inyectado en los glúteos hace cuatro años y “poner fin a los dolores intensos que sufría” a consecuencia de la silicona encapsulada, indicó la cadena Telemundo.

La operación se llevó a cabo en junio pasado y, un mes después, los médicos le diagnosticaron sepsis, una infección en la sangre que le produjo un proceso gangrenoso en sus extremidades.

Según El Nuevo Herald, los médicos del hospital Jackson Memorial, de Miami, tuvieron que amputarle a Pino las manos y pies por una infección masiva, aunque ella ya estaba en coma.