Acusado de matar a “Baby Hope” se declara no culpable

Conrado Juárez ha estado en prisión desde el pasado 12 de octubre

Nueva York – Conrado Juárez, sospechoso del asesinato de “Baby Hope”, la niña Anjélica Castillo, fue trasladado de prisión esta tarde al tribunal de Manhattan donde se declaró “no culpable” de los cargos que se le imputan.

Juárez, primo de la menor de cuatro años, fue detenido por la Policía de la Ciudad de Nueva York el pasado 12 de octubre, cuando alegadamente el hombre confesó los hechos.

Según la Policía, Conrado Juárez les dijo que en el 1991 él abusó sexualmente de la menor y luego la asfixió. Fue su hermana, la fallecida Balbina Juárez, la que según él ayudó a deshacerse del cuerpo. Días más tarde, ofreció otra versión al periódico The New York Times, donde alegó que la niña falleció accidentalmente.

Los restos de la pequeña Anjélica Castillo fueron hallados dentro de una neverita abandonada cerca de una autopista en Manhattan. La Policía no tenía idea de quién era la menor, por lo que la llamaron “Baby Hope” durante 22 años.

Hace unos meses, los agentes recibieron una pista que alegadamente permitió esclarecer el caso.