Peter O’Toole fue uno de los grandes

La carrera del actor irlandés, fallecido a los 81 años, fue legendaria; su vida no se quedó atrás.
Peter O’Toole fue uno de los grandes
“Lawrence of Arabia” lanzó la carrera del histrión cuando sólo contaba con 30 años.
Foto: Archivo / AP

La muerte de Peter O’Toole, dada a conocer este sábado, pone fin a una carrera que, con sus altos y bajos, queda grabada en los anales de la historia del cine.

Sus interpretaciones inolvidables en títulos como “Becket”, “The Lion in Winter” o, por qué no, “Ratatouille” (en la que prestó su voz al crítico culinario Anton Ego), siempre fueron un ejemplo de elegancia, sofisticación y emoción.

Por supuesto, fue “Lawrence of Arabia” la película que lo definió para siempre, y quizás para su desespero, ésta llegó demasiado pronto en su carrera, catapultándolo en el odiseo de los grandes con tan sólo 30 años.

Su labor en la obra maestra de David Lean, que no fue recompensada con el Oscar a pesar de los siete Premios de la Academia que recibió el largometraje (tampoco lo fueron ninguna de sus otras siete actuaciones candidatas al galardón) dejó claro que el cine había encontrado a otra figura incomparable.

Pero Peter O’Toole no fue sólo un actor extraordinario. Fue un gran “vivant”. Al igual que directores como John Huston u Orson Welles, o actores (y amigos suyos) como Richard Harris o Richard Burton, los excesos de sus adicciones generaron una literatura privada que, leída hoy, demuestra que la gloria sólo está al alcance de aquellos que desafían las convenciones, ignoran las advertencias y dibujan su propio destino.

Peter O’Toole no decepcionó en ninguno de esos atributos. Por eso siempre estará en la gloria cinematográfica.

Dale click a la estrella de Google News y síguenos