Maestros negocian con funcionarios

Maestros  negocian con funcionarios
Varios maestros se manifiestan frente al Departamento del Trabajo, en el segundo día de protesta contra una ley que modifica su sistema de retiro, pese a que el Supremo puertorriqueño decretó la paralización temporal de la reforma.
Foto: EFE

SAN JUAN — Miles de maestros en huelga y sus líderes se reunieron con funcionarios del gobierno para hablar sobre los cambios recientes al sistema de jubilación, los cuales detonaron un paro laboral de dos días.

Muchos maestros viajaron desde las lejanas ciudades de Mayagüez y Aguadilla, en el occidente de la isla, hasta el Departamento del Trabajo, donde se sostuvo la reunión en el último día de la huelga.

Después de horas de protestas, líderes sindicales y funcionarios del gobierno anunciaron la creación de una comisión para estudiar alternativas a una ley aprobada la víspera de Navidad que ordena pasar de un plan definido de prestaciones a un sistema de contribución definida, entre otros cambios.

Aída Díaz, presidenta de la Asociación de Maestros de Puerto Rico, dijo que tiene confianza de que se puede alcanzar un acuerdo, pero advirtió que de lo contrario ocurrirían más huelgas.

“Tan pronto como pensemos que se está perdiendo nuestro tiempo, nos levantaremos de la mesa y tomaremos las calles”, dijo a reporteros después de la reunión.

Se espera que miembros de la comisión se reúnan el jueves para comenzar a hablar sobre las posibles soluciones para salvar el plan de jubilación de los maestros sin recurrir a los cambios perfilados en la ley.

William López, un maestro de Matemáticas de 52 años de Bayamón, dijo que no comprende por qué los maestros están siendo blanco para ayudar a solucionar los problemas económicos de Puerto Rico.

“El gobierno nos quiere quitar las cosas, pero podemos encontrar otras soluciones, como disminuir los salarios de legisladores”, agrego, señalando que los legisladores de la isla están entre los mejor pagados en una jurisdicción de Estados Unidos.

A López y otros maestros les preocupa que una reducción en sus pensiones los dejará batallando económicamente en una isla con un alto costo de vida.

“Nos están condenando a jubilarnos en la pobreza”, dijo Luz Gallardo, una maestra de Historia de 43 años en Santurce.

El gobernador Alejandro García Padilla ha dicho que el sistema de pensiones tiene un déficit de $10,000 millones y se quedará sin dinero en 2020 si no se hace nada. Señaló que está abierto a ajustes, pero que no revocará la ley.