Queda libre la activista mexicana Elvira Arellano

Espera que este sea "el inicio" para que más familias que cruzaron junto a ella por la garita de Otay Mesa, sean liberadas
Queda libre la activista mexicana Elvira Arellano
Elvira Arellano temía que la dejaran arrestada.
Foto: Notimex

Elvira Arellano, la madre mexicana que pasó un año refugiada en una iglesia de Chicago antes de ser deportada en agosto de 2007, y que en el procesom se convirtió en voz de millones de indocumentados, fue liberada este jueves por las autoridades migratorias.

Arellano se había entregado el martes en la Garita de Otay, frontera de California con México, junto con otras mamás y niños para presionar al gobierno federal y al Congreso a poner como prioridad la reforma migratoria y la reunificación de familias. La activista cruzó junto a su hijo Saúl de 15 años, que es ciudadano estadounidense y su bebé Emiliano, de cuatro meses.

Elvira presentó documentos solicitando un permiso humanitario para volver a Estados Unidos , alegando que su deportación representó en la práctica la deportación de su hijo Saúl, nacido en Chicago y para el que ella ha sido “padre y madre”.

De las madres que entraron con Elvira, sólo otra, Monica Mejía, fue también liberada. Las demás permanecen detenidas, según un comunicado de NIYA, la Alianza Nacional de Jóvenes Indocumentados.

Los que cruzaron este martes, más de 30 personas, completan un grupo de más de 150 que comenzó a entregarse el lunes de la semana pasada, pidiendo el regreso de personas deportadas o que se fueron, luego de vivir en Estados Unidos durante años.