Alcalde en RD redobla su seguridad tras amenaza

Guía de Regalos

Santo Domingo — El alcalde de San Francisco de Macorís redobló su seguridad personal luego de que una organización armada clandestina denominada “Resistencia Popular Duartiana” atacara a tiros las oficinas del cabildo y lo declarara “objetivo militar” si no abandona el cargo por el que se le acusa de supuestos actos de corrupción.

Félix Rodríguez Grullón, acusado de un fraude por 100 millones de pesos (más de $2.3 millones), dijo que “tras la amenaza de muerte en mi contra por el comando de la Resistencia Popular Duartiana, me veo en la necesidad de aumentar mi seguridad y del edificio del cabido”.

Mientras, el vocero de la Policía Nacional, coronel Jacobo Mateo Moquete, explicó que “el caso se investiga para localizar a los responsables y detenerlos”. Las oficinas fueron atacadas el pasado miércoles por hombres armados. En el lugar se colectaron casquillos de armas M-16 y Fall.

Los atacantes se desplazaban en una camioneta marca Toyota Hilux, color blanco, de doble cabina, que abandonaron luego en la comunidad rural de El Cercado, distante a unos 15 kilómetros de la ciudad.

El vehículo había sido robado la noche anterior a José Raúl Rojas mientras se desplazaba por el tramo carretero que une a Cenoví con el municipio de Villa Tapia.

El grupo político-cívico-militar Residencia Popular Duartiana, liderado por alguien que se identificó como comandante Edgar Antonio Reyes Cruz difundió un pasquín para responsabilizarse del ataque a tiros al Palacio Municipal de San Francisco, una ciudad ubicada en la región Nordeste.

La organización clandestina asegura que actúa ante la inoperancia de las autoridades.

El citado comando se auto responsabilizó en julio 2011 de atacar a tiros y con bombas de fabricación artesanal una planta de electricidad de La Vega. Luego, el 10 de noviembre de ese año sus integrantes tirotearon las oficinas del senador por la provincia Duarte, Amílcar Romero, un aliado del oficialista Partido de la Liberación Dominicana (PLD).