Gobierno consulta sobre naturalización

Gobierno  consulta sobre naturalización
El presidente, Danilo Medina.
Foto: efe

Santo Domingo — El presidente Danilo Medina confió en que someterá al Congreso Nacional la próxima semana el proyecto de ley de naturalización destinado a acoger a hijos de inmigrantes haitianos afectados por sentencias del Tribunal Constitucional que los despojan de la nacionalidad pese a estar asentados en el Registro Civil.

Medina indicó que culminará esta semana un proceso de consultas con los distintos actores políticos del país, el cual lo llevó a visitar a los expresidentes Leonel Fernández e Hipólito Mejía.

El mandatario visitó el martes a Fernández, presidente del oficialista Partido de la Liberación Dominicana (PLD), a las oficinas de su Fundación Global Democracia y Desarrollo (FUNGLODE).

A Mejía lo visitó en su residencia de la Zona Universitaria ayer. El exmandatario aseguró que brindará un “apoyo absoluto” a las iniciativas del Gobierno en materia de la ley de naturalización.

“Esta es la continuación del proceso de consultas que hemos iniciado con el liderazgo político del país. Este ha sido un encuentro muy fructífero con Mejía, con quien hemos conversado. Le he explicado mis ideas y él me ha hecho saber las suyas”, dijo Medina al salir de la reunión.

“Probablemente, no es seguro, que ese proyecto (de naturalización) estará listo para la próxima semana, pero si tengo que continuar la próxima semana, lo haré. Lo que queremos es un proyecto que cuando se envíe al Congreso, pueda tener el apoyo de las partes que inciden la sociedad dominicana, porque no hacemos nada con enviar un proyecto que no sea consultado con todos los sectores”, aseguró.

Luego partió hacia la residencia del presidente del Partido Revolucionario Dominicano (PRD), Miguel Vargas Maldonado, en la residencia del político opositor, ubicada en una lujosa torre residencial del exclusivo sector Anacaona, de esta capital.

El presidente Medina también visitó el martes a su residencia al dirigente del PRD Luis Abinader. Luego se quejó de la presión que se desató en la comunidad internacional luego de la sentencia 168-13 del Tribunal Constitucional del pasado 23 de septiembre.