Piden despenalización de la marihuana

San Juan/EFE — Unas trescientas personas marcharon ayer en San Juan para celebrar el Día Internacional de la Marihuana y para pedirle al Gobierno de Puerto Rico que despenalice su uso, propuesta que varios legisladores de la isla han impulsado con proyectos legislativos.

La licenciada Shadiff Repullo, organizadora del movimiento “Free Juana”, opinó antes de marchar desde el parque Luis Muñoz Rivera hacia el Capitolio o Parlamento puertorriqueño, que “las personas no deben ir presas por el consumo de marihuana”.

La misión del movimiento “Free Juana” es educar sobre la necesidad de la despenalización de la marihuana y para abogar por su uso libre y responsable, explicó Repullo.

Agregó que el movimiento respalda un proyecto promovido por el legislador Miguel Pereira, del gobernante Partido Popular Democrático, que pretende despenalizar la tenencia de marihuana en pequeñas cantidades y la legalización de su consumo para fines medicinales.

El proyecto establece que la tenencia de hasta 14 gramos no tenga carácter de delito y se considere sólo una infracción, lo que podría conllevar una multa máxima de $100 (200 si se reincide y 300 si son tres veces).

Si la cantidad está entre 14 y 28 gramos se podrá castigar con un máximo de 500 y seis meses de prisión, y a partir de esa cantidad se seguirá considerando delito grave y se mantendrán las penas actuales de tres años de prisión obligatoria y multa de hasta $5,000.

Pereira sorprendió además al asegurar que el número de usuarios de marihuana en la isla es altísimo, alcanzando al 70% de los estudiantes universitarios de Puerto Rico y a un elevado porcentaje de profesionales.

El proyecto de Pereira ha sido apoyado además por su compañero legislativo y de partido, Ramón Luis Nieves, quien acudió a la marcha para respaldar la idea de la despenalización de la marihuana, que se celebró a nivel mundial.