Disminuye violencia en adolescentes

Sociólogo asegura que las leyes actuales para juzgar a los menores son obsoletas
Sigue a El Diario NY en Facebook
Disminuye violencia en adolescentes
Franklin Reyes comparece ante el juez como acusado por la muerte de la menor Ariel Russo, en hechos ocurridos el 4 de junio de 2013.
Foto: archivo

Nueva York — Los recientes episodios de crímenes cometidos por adolescentes, como la muerte de un policía causada por un incendio provocado o el apuñalamiento de 21 compañeros de escuela han llamado mucho la atención, pero no son indicativos de un aumento de la violencia juvenil, según el doctor en sociología Alex Vitale.

“Estos casos son bien diferentes al tipo de crímenes juveniles que ocurren en los vecindarios y en las calles, y se trata de problemas mentales graves”, indicó el profesor de Brooklyn College, en la Universidad de la Ciudad de Nueva York (CUNY). “Lo que se necesita hablar aquí es que hay jóvenes que están experimentando altos niveles de tensión y en algunos casos enfermedad mental que no está siendo tratada”.

El experto dijo que la dinámica procede de comunidades con altos niveles de violencia, donde los jóvenes son víctimas y testigos de la misma, y sufren los mismos síntomas de estrés post-traumático que los soldados.

“Cuando cometen un crimen les tratamos como delincuentes y eso empeora la situación, porque tras la cárcel vuelven a la sociedad y reinciden. Tenemos que romper este círculo”, afirmó el Profesor Vitale. “Los adolescentes no actúan como adultos. En general son incapaces de regular sus comportamientos, son impulsivos y no son conscientes de las consecuencias de sus actos”.

Vitale tiene la esperanza que la administración tome medidas para romper ese círculo de violencia.

Recientemente el gobernador Andrew Cuomo calificó de “desfasadas” las leyes actuales, por las que se juzga y encarcela a menores de 18 años como adultos. Cuomo dijo en su discurso anual sobre el estado Nueva York que unos 40,000 jóvenes fueron tratados como adultos y 2,700 fueron enviados a cárceles de adultos en 2012.

Asimismo, anunció la creación de una Comisión sobre Jóvenes, Seguridad Pública y Justicia para estudiar el aumento de la edad de responsabilidad criminal en el estado. La Comisión deberá presentar propuestas para mejorar el sistema de justicia juvenil antes de finalizar el año.

De todos modos, las estadísticas nacionales indican que la delincuencia y la violencia de los jóvenes está disminuyendo. Según un estudio del Centro de Investigación y Evaluación de John Jay College de Justicia Criminal publicado en 2013, desde 2008 se observa un descenso en el número de asesinatos, violaciones, robos y agresiones agravadas realizados por menores de 18 años.

Estos cuatro delitos graves son el parámetro establecido por el FBI y seguido por las agencias nacionales, estatales y locales. En 2008 hubo 300 arrestos por cada 100,000 jóvenes. Entre 2009 y 2012 éstos disminuyeron cerca del 40%, con menos de 190 arrestos, un descenso significativo con respecto a 1994, cuando se cometieron 500 crímenes violentos por jóvenes de entre 10 y 17 años.

Otro estudio del Centro de Investigación y Evaluación de John Jay College en colaboración con el Urban Institute, evaluó las políticas más eficaces para reducir la violencia juvenil. La respuesta mayoritaria de profesionales relacionados con el sistema de justicia juvenil en el país fue: El tratamiento de drogadicción, abuso sexual y enfermedades mentales, seguido por planificación de su reincorporación a la sociedad y la coordinación con los servicios sociales.

Alrededor de la web