México abre fiscalías para atender delitos contra “sin papeles”

Cuatro estados abren fiscalías para la atención de delitos contra “sin papeles”
México abre fiscalías para atender delitos contra “sin papeles”
Cuatro estados ya tienen fiscalías para atender delitos contra indocumentados en tránsito por México.
Foto: Archivo

MÉXICO.- El gobierno del estado de Coahuila anunció la creación de una Fiscalía Especializada para la Atención a Migrantes para sumar así cuatro entidades que buscan combatir las violaciones que sufren indocumentados junto con Chiapas, Oaxaca, Veracruz.

Reportes de la Casa del Migrante de Saltillo, la capital coahuilense revelan que cada año llegan a este refugio más de 6,000 centroamericanos, de los cuales, más de la mitad fue víctima de extorsiones y asaltos en la entidad, principalmente el municipio de Torreón.

En el estado de Chiapas, el primero en implementar esta figura, disminuyeron hasta el 90% de los delitos contra los “sin papeles” con la desarticulación de 25 bandas delictivas dedicadas al asalto y desde el 2009 no se han registrado secuestros masivos.

En su último informe, el Instituto Nacional de Migración, dio a conocer que de 2010 al 28 de febrero de este año hubo 3,177 reportes de migrantes desaparecidos en diversos estados del sur, sureste y noreste del país; 74 de ellos en 2014.

Activistas del tema migratorio señalan que aunque los estados de Veracruz y Oaxaca cuentan con una fiscalía para la atención de los indocumentados, éstas sólo se encargan de atender denuncias y querellas que presenten los migrantes pero no de la creación de programas para disminuir las agresiones contra este sector.

Chiapas ha sido más proactiva. Por ejemplo, envía a elementos de la Policía Estatal Fronteriza y de los Ministerios Públicos de Inmigrantes a realizar recorridos de vigilancia en los municipios de Arriaga, Tonalá y Palenque, donde pasa el tren de carga que utilizan los indocumentados clandestinamente.

En 2011, firmó además con la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), un acuerdo de colaboración para la prevención de secuestros de migrantes que transitan por la entidad.