“Un patrón de negligencia e incompetencia”

La presidenta de GM asume duras críticas por la gestión de defectos
“Un patrón de negligencia e incompetencia”

Mary Barra Suministrada

Anabnieto

La presidenta ejecutiva de General Motors , Mary Barra, no edulcoró ayer el informe que encargó hacer al abogado Anton Valukas para investigar por qué la automotriz había tardado 11 años en admitir y gestionar un defecto de fabricación. Se trata de un problema en la ignición del carro Cobalt que se ha relacionado con 13 muertes en accidente.

Barra dijo que este informe muestra un “patrón de negligencia e incompetencia” en la empresa. No obstante, la conclusión es que la cúpula de GM está exenta de culpa y no trató de ocultar nada de forma deliberada. “No hubo conspiración”, puntualizó. Los investigadores tampoco han encontrado evidencias de que los empleados trataran de compensar costes y seguridad. GM sufrió una profunda crisis económica desde mediados de los noventa que acabó con una declaración de bancarrota durante la que fue asistida por el Gobierno.

Barra informó ante 1,000 trabajadores que 15 empleados, la mayoría de ellos ejecutivos, han sido forzados a dejar la empresa.

No se ha identificado a estos empleados pero Barra confirmó que el ingeniero Raymond DeGiorgio y su supervisor, Gary Altman, ya no están en nómina.

Barra dijo que este informe interno, que ya tiene en su poder el regulador, es “brutalmente duro”, doloroso de leer y “profundamente perturbador”. El departamento de Justicia y el Congreso también están elaborando sus informes.

“Esta no es una crisis que tenemos que arreglar y seguir adelante, esto no lo podemos olvidar”. “Quiero que esta dolorosa experiencia se quede en nuestra conciencia colectiva”, dijo tajante. El informe de Valukas es “el modelo en el que basar nuestro trabajo de ahora en adelante”, dijo.

Barra, que apenas lleva medio año en el cargo, fue dura y dijo que si alguien sabe de un problema y no lo reporta, entonces ese alguien es el problema. La ejecutiva dijo que tendría siempre la puerta abierta para quien quisiera reportar defectos.

GM ha confiado a Ken Feinberg la labor de calcular la compensación a las familias de las víctimas. Este abogado es un experto. Fue el encargado de los pagos a las familias de las víctimas del 11S y de las bombas del maratón de Boston, entre otros desastres. El programa de compensaciones estará listo el 1 de agosto.

Con respecto a las víctimas, Barra dijo que no tenía “palabras para aliviar su dolor y su pena”, dijo. Estas familias pueden demandar a la empresa, según dijo la presidenta.

GM ha reforzado sus controles y ha llamado a revisión a casi 15 millones de vehículos globalmente en lo que va de año. Barra dijo que habrá más revisiones.