Sacerdote muere baleado en iglesia de Arizona

Después de haber sido trasladado a un hospital local, el sacerdote de 29 años murió a causa de la baleada
Sacerdote muere baleado en iglesia de Arizona
Kenneth Walker de 29 años de edad fue baleado a muerte, mientras otro sacerdote se encuentra hospitalizado.
Foto: Captura USA Today / Rorate Caeli Blog

Los feligreses de la Iglesia Mision Madre de Misericordia, que atiende a la comunidad latina de la Diocesis de Phoenix, Arizona, trataban de entender esta mañana la terrible tragedia que dejó un asalto a manos de ladrones armados que acabaron con la vida de un sacerdote y dejaron a otro gravemente herido.

“Nuestra iglesia fue el escenario de una terrible tragedia la noche pasada cuando fue invadida por ladrones armados”, se lee un comunicado eclesiástico en el sitio oficial de la Iglesia.

“El padre Kenneth Walker, pastor asociado de 29 años de edad, fue asesinado. Descanse en paz. Por favor, oren tambien por el consuelo de su familia: sus padres, sus hermanos y hermanas”, indicó la Iglesia al informar a los feligreses a través de su sitio en internet.

La policía respondió la noche del miércoles 11 de junio a una llamada de emergencia desde el recinto religioso cerca del Capitolio del Estado, indicó el sargento Steve Martos. La policía indicó que el Padre Joseph Terra, que fue quien hizo la llamada de emergencia anoche, sufrió “daño físico” pero no fue acuchillado o baleado, según CNN.

De acuerdo con Martos, Walker, quien justo había celebrado el segundo aniversario de su ordenación, fue herido y posteriormente murió en el hospital. Terra alcanzó a hablar brevemente con los investigadores antes de ser hospitalizado.

Walker se había unido a la Iglesia Misión Madre de la Misericordia en 2012 cuando fue nombrado diácono de esa comunidad. El obispo Fabian Bruskewitz lo ordenó sacerdote en mayo de ese mismo año.

La comunidad quedó aturdida por la noticia y no entiende aún qué pudo haber pasado. Uno de los miembros de “Los Caballeros de Colón” — organización cercana a la iglesia a la cual pertenecía Walker — manifestó su impacto por el brutal asalto y crimen. Luigi Baratta repitió una y otra vez que se trataba de una “tragedia”. “Es una tragedia… él era tan joven. Es una tragedia”, se lamentó Baratta.

“Estamos conmovidos y profundamente entristecidos por el trágico asalto sufrido anoche por los padres Terra y Walker, dos religiosos de la Fraternidad de San Pedro”, apuntó el comunicado eclesiástico.

Martos añadió que la policía encontró un automóvil presuntamente vinculado con el ataque, y añadió que no se habían hecho arrestos.

Ted Brudnicki, feligres de la Iglesia Madre Misericordiosa, visiblemente emocionado describió a ambas víctimas como “sacerdotes fantásticos, muy personales e individuos dadivosos”.

“Mi corazón está desecho”, dijo otro feligrés.

Los investigadores planean hablar con Terra tan pronto posible, dado que su declaración será esencial para la investigación y la subsecuente presentación de cargos.

“Él estuvo ahí. Obviamente es un testigo clave, alguien que podrá proveer información detallada sobre el crimen y los sospechosos”, explicó Martos.

La policía indicó que los sospechosos robaron un vehículo de la iglesia, un Mazda Tribute 2003 con placas de Arizona AYK1358, que pertenecía a Walker, el cual se encontró a dos cuadras de distancia de la iglesia a eso de las 11 de la noche del miércoles.

Los sospechosos se encuentran aún prófugos.