Los cuatro grandes pecados de España

El breve paso de 'La Roja' por Brasil 2014 ha servido para firmar la partida de defunción a un poceso histórico

@newsgus

Gustavo Martínez Contreras

La debacle de España arruinó quinielas por todos lados y pintó a muchas caras con los colores de la tristeza al ver que una de las más brillantes selecciones de la historia entonaba su propio himno fúnebre en los campos brasileños.

En la memoria de muchos quedarán engavetados los recuerdos de aquel fútbol magistral que reinó la escena mundial durante los últimos seis años. Los amantes del balompié le agradecerán a la Furia Roja maniobrada por Vicente del Bosque.

Para entender un poco mejor lo que le pasó al buque español, aquí presentamos algunas de las fallas que el campeón del mundo exhibió durante los dos juegos que lo hundieron y en los que apenas anotó un gol contra los siete que le clavaron.

Mueren por no renovarse

A España en este Mundial le hizo falta la vitalidad que jugadores jóvenes, como Jesé y Thiago Alcántara. El promedio de edad de los ‘muchachos’ de Del Bosque rondaba los 30 años y eso les pesó.

El caso de Diego Costa se puede resumir como el equipo sin delantero o el delantero sin equipo. El atacante brasileño-español simplemente no tuvo peso alguno en la delantera de la Furia Roja, y prueba de eso es que los ibéricos sólo han marcado una vez, y de penal, en 180 minutos.

Iker Casillas y sus defensas no querrán acordarse de sus días en Brasil. El meta no dio seguridad y junto a su línea fueron testigos de uno de los goles más bellos del Mundial: el cabezazo impecable de Robin van Persie.

El medio campo, donde habitaban jugadores de talento y ritmo, erró un gran número de pases. Tan solo Andrés Iniesta y David Silva perdieron 46 balones. Con esa precisión no se tienen argumentos para brillar

eldiariony.com