Autos con bigotes se unen a guerra de taxistas en NYC

La TLC dice que las compañías que ofrecen el servicio a través de aplicaciones de internet son ilegales
Autos con bigotes se unen a guerra de taxistas en NYC
El servicio de Lyft entrará en vigor el viernes en Brooklyn y Queens, y los autos se reconocerán porque llevarán un gran bigote rosado.
Foto: Getty

Nueva York – En un verdadero campo de batalla se convertirán las calles de Nueva York para los taxistas, luego que dos nuevas compañías anunciaron su llegada ofreciendo a los usuarios el servicio a través de sus teléfonos inteligentes. El anuncio fue hecho un día después de que Uber redujera en un 20% los costos en comparación con los taxis amarillos.

A partir de este viernes, Lyft permitirá a los conductores que se inscriban en esa compañía y que usen su gran bigote rosado en sus autos, ofrecer servicio de taxi usando sus propios autos. El servicio entrará en vigor a partir de las 7 p.m. en Brooklyn y Queens y ya unas 75,000 personas bajaron la aplicación, dijo un portavoz de la compañía.

Las tarifas están basadas en una lista sugerida por la compañía pero que finalmente sera un acuerdo entre el conductor y el pasajero.

Cab with Me, otra compañía que conecta personas que quieren compartir un servicio de taxi anunció su llegada a la ciudad a partir de comienzos de agosto.

Mientras Lyft asegura que ofrece una alternativa de transporte segura y asequible, muchos cuestiónan sus medidas de seguridad.

“Esto va a aumentar las posibilidades de criminalidad, porque el usuario va a estar vulnerables a asaltos, acoso sexual y más”, dijo Fernando Mateo, presidente de la Federación de Taxistas de Nueva York.

“Además es un servicio ilegal, vamos a ver que hacen las autoridades al respecto”, agregó Mateo.

A diferencia de Uber, Lyft opera fuera de la Comisión Reguladora de Taxis y Limosinas, TLC, lo que deja a sus conductores en riesgo de que sus vehículos sean decomisados por ser un carro sin medallón y sin licencia bajo las reglas de la agencia y de las leyes de la Ciudad.

Un representante del Lyft dijo que la compañía investiga el historial de sus conductores y de los vehiculos, y que requiere que tengan un seguro de $1 millón, mucho más exigente que el de los taxis amarillos.

“Esperamos que Lyft tome la decision correcta, pero los neoyorquinos pueden estar seguros que haremos todo lo necesario para mantenerlos seguros”, dijo el comisionado de TLC, Meera Joshi, quien se reunirá con representates de Lyft el próximo martes.

Pero mientras los taxistas y sus organizaciones debaten sobre la legalidad de sus servicios, los usuarios están encantados de tener más opciones.

“Tomar un taxi es carísimo si es que uno logra encontrar uno”, dijo José López, residente de El Bronx quien labora en Brooklyn. “La competencia es buena porque mejora el servicio y baja las tarifas y eso es lo que necesitamo”, agregó.

“Me parece excelente porque muchas veces quiero tomar un taxi y no pasa ninguno en este sector”, dijo por su parte Rosa Tapias, residente de Williamsbridge. “Todos los taxis estan en Manhattan y muchos no quieren venir a Brooklyn”, agregó.