“Herbalife trata de ensuciarnos”

El director ejecutivo de LULAC critica a Herbalife por tratar de perturbar la convención anual

La crisis de la frontera y la estancada ley de inmigración han sido algunos de los temas mas candentes en la agenda de la Convención Anual de LULAC (Liga de Ciudadanos Americanos Unidos)que se clausura hoy en Nueva York. Pero durante la reunión, otro tema, la disputa entre esta organización y la empresa de complementos nutricionales Herbalife, volvió a tomar fuerza.

El jueves, esta firma publicó un anuncio en las páginas de El Diario arremetiendo contra las críticas que recibe de LULAC, en particular su director ejecutivo, Brent Wilkes.

Wilkes se sentó ayer a hablar con El Diario.

Herbalife dice que usted usa los datos del hedge fund, Pershing Square, para atacarles cuando este fondo lo hace en su propio beneficio (han apostado $1,000 millones a la caída de las acciones).

Antes de responderle, ¿cuándo ha contratado una empresa toda una página de publicidad para atacar a una organización de derechos civiles? No es la primera vez que tenemos discusiones con empresas pero esto nunca había pasado. Están tratando de ensuciarnos, de afear nuestra convención y que se nos vea mal. Muestra qué tipo de compañía es. Las cifras que usamos son las de la propia empresa.

Usted dice que cerca del 90% de los que se unen a Herbalife la dejan en un año, ellos dicen que el 50%.

Es que no cuentan con la gente que dicen que se unen solo por los descuentos. Solo los distribuidores. Pero si se piensa en quienes se unen todos los años a Herbalife, la cifra que ellos han hecho pública es del 90%. Desde 2004 no la han actualizado públicamente. Si quieren que usemos cifras actuales deberían darlas.

¿Qué piensa de que le relacionen con Pershing Square?

Es su única defensa, y realmente no lo es. Cuando empezamos a hablar con Herbalife les sugerimos cambios en una conversación cordial sobre cómo mejorar la empresa.

¿Cuándo se reunieron conHerbalife?

En julio de 2013. Hablamos de las preocupaciones que teníamos con el hecho de que llamaran distribuidores a todos y de hecho luego les llamaron miembros pero era solo un cambio en nomenclatura. Si ellos dicen que los miembros solo quieren descuentos y no oportunidad de negocio, que les den un contrato distinto y no el que le explican las reglas de las ventas.

Herbalife dice que no ha tenido ocasión de encontrarse con la Junta Directiva de LULAC, y Pershing Square si.

Nos reunimos con un representante de Pershing una vez (y nos mostraron un video con víctimas de Herbalife) en agosto de 2013 y nos reunimos tres veces con Herbalife. Les hemos pedido que hagan público su seguimiento de ventas minoristas y no lo hacen. En 1996 el fiscal de California les pidió lo mismo.

¿Cuán importante es esto?

Si quieren hacerme ver que tengo una oportunidad de ganar dinero con las ventas de sus productos es importante decir la media de ingresos que puedo esperar y lo que se puede vender. Pero lo único que dan a conocer son las cifras de compensaciones. Tupperware y Avon hacen seguimiento.

¿Cuándo habló por última vez con Herbalife?

Hablé con Angela Arboleda [vicepresidenta de asuntos gubernamentales y firmante de la carta en la publicidad del jueves] para pedirle que no usara el dinero de su empresa para interferir con una organización de derechos civiles. No escribir editoriales contra LULAC y donar dinero para que nuestros afiliados se vuelvan contra la oficina nacional de la organización.

Pero ya hay cartas mostrando quiebras con la dirección nacional. Hay algunos asociados que cuestionan la organización y han aceptado dinero para organizar sus eventos.

¿Dónde estuvo Herbalife el año pasado, y el anterior..? De repente se han dado cuenta de que hay organizaciones latinas y están donando dinero, y no solo a los afiliados de LULAC.

Cuando me reuní con Herbalife en 2013 quise obtener respuestas antes de aceptar sponsorizaciones. Creo que es bueno que los afiliados consigan dinero de sponsors pero en este caso hemos tomado una posición firme.

¿Está LULAC unida en estacuestión?

Están tratando de hacernos daño. Hemos tenido problemas con otras empresas pero nunca así. Están orquestando una campaña en la sombra para decir que nuestros miembros no apoyan a la organización