Alfonso Soriano no encontró equipo

Podría haber llegado a su fin la temporada del veterano pelotero dominicano

Alfonso Soriano no encontró equipo
Soriano en el dugout.
Foto: Michael Zagaris/Oakland Athletics / Getty Images)

Finalmente se cumplió el día de la verdad para Alfonso Soriano a poco más de una semana de que el Yankees lo pusiera en libertad en plena gira por Minnesota, donde justamente anoche se festejaba a otro ‘Bombardero’, el capitán Derek Jeter.

A la sombra de esa fiesta llegó el décimo día que tenía de plazo para que algún equipo recogiera su contrato pero al no encontrar club, Soriano podría estar viendo el ocaso de su carrera, algo que ya contemplaba al inicio de la temporada.

En entrevistas a varios medios, el veterano toletero dominicano había dicho que contemplaría el retiro si tenía una pobre campaña en 2014. Y sus números en verdad que fueron pobres.

“Era de esperarse, ya había hablado con mi abogado sobre la situación de cómo me estaban utilizando en el juego y ya no me sentía cómodo“, dijo Soriano a ESPN Deportes al ser liberado el 6 de julio.

A Soriano pareciera que simplemente se le acabó la gasolina, ya que la temporada pasada pegó 34 palos de vuelta entera, 17 de ellos con el Yankees.

Pero este año no tenía el ritmo ni el poder que lo caracterizaban, pegando para .221 con seis jonrones y 23 producidas en 238 turnos. En un lapso similar, el contraste es obvio con un Soriano conectando un .256 con 17 vuelacercas y 50 producidas en 243 apariciones en el plato.

Su liberación ocurre casi 10 años después de que Soriano fuera galardonado como el Jugador Más Valioso (MVP) del Juego de Estrellas de 2004.

A sus 38 años, el jonronero era el cuarto jugador más veterano en los ‘Mulos’ que son el equipo más viejo de las Mayores.

El cañonero quisqueyano había comenzado la temporada como el bateador designado de inicio en la alineación del dirigente Joe Girardi pero poco a poco comenzó a perder su puesto debido a los pobres números que colgó.

A la espera de que revele su porvenir, Soriano podría haber dicho adiós a la Gran Carpa vistiendo la franela que le dio su primera oportunidad como pelotero en 1998.

Soriano ganó dos series mundiales con el Yankees en 1999 y 2000, para luego jugar con el Rangers de Texas, Nacionales de Washington y Cachorros de Chicago.

Sus 412 vuelacercas de por vida lo ubican en el puesto 50 en la lista de jonroneros de todos los tiempos.