Policía será estricta con los ciclistas de Nueva York

Por dos semanas, la policía estará atenta a las infracciones de tránsito que cometan ciclistas

Nueva York – Desobedecer las señales de tránsito, manejar en contra del tráfico o sobre las aceras, y no darle paso al peatón en los cruces de calles, son algunas de las infracciones en las que se concentrarán los oficiales del NYPD, como parte de una iniciativa que busca reforzar las normas de seguridad entre los ciclistas de Nueva York.

La medida, que tendrá lugar desde este miércoles hasta el próximo 26 de agosto, hace parte del programa de la alcaldía, Visión Zero, que tiene como propósito reducir el número de muertes de peatones por accidentes de tránsito, a la vez que se refuerzan normas básicas de seguridad.

La policía también indicó que estará detrás de conductores que obstruyan las vías de las bicicletas, y que puedan representar un peligro para peatones y ciclistas.

*Según el reglamento de transporte de la Ciudad de Nueva York, los ciclistas que cometan una infracción serán tratados igual que los conductores de un vehículo común. Así, podrán pagar comparendos que van de los $25 a los $300, dependiendo de dónde se cometió la infracción, y el récord personal de quien maneja. Aquellos que manejen por las aceras puede terminar pagando infracciones de $100.

  • Conducir en las aceras, a menos de que el ciclista sea menor de 12 años.
  • Conducir en contra del tráfico.
  • Pasar por alto las luces rojas del semáforo y signos de pare.
  • Dejar de usar reflectores y campanillas para alertar a transeúntes y conductores de vehículos.
  • No usar las vías para bicicletas en las calles.
  • Llevar o dejar que menores de 13 años no usen casco.

Un ciclista de 60 años que manejaba por el barrio de Flushing, Queens, fue chocado este miércoles por una ambulancia y pronunciado muerto pocos minutos después. El ciclista se encontraba avanzando por el Boulevard Parsons cuando, al parecer, hizo un cruce errado que lo hizo accidentarse contra el vehículo.

El hombre, del que no ha sido revelada la identidad, fue llevado al Hospital de Queens, donde fue pronunciado muerto. La Policía anunció la apertura de una investigación para identificar la causa del accidente y la posible culpabilidad del conductor.