Aprender sobre su cuerpo puede cambiar su vida

@PPNYCAction

“¿Usted puede hablar de lo bonito que tiene su cabello, pero no puede hablar del resto de su cuerpo?”, se pregunta Jasmine Reynoso, una estudiante del último año de psicología de Le Moyne College. Ella sabe que si las personas se sintieran más cómodas hablando sobre su cuerpo y su salud sexual, estarían más saludables y serían más felices. Es por eso que Jasmine es una pasante en el área de educación de Planned Parenthood of New York City (PPNYC).

Jasmine es una latina que creció en El Bronx, el vecindario con la tasa más alta de embarazos adolescentes en la ciudad de Nueva York. Ella sólo tuvo una breve conversación con su madre sobre sexualidad cuando era adolescente.

Los padres a menudo no sienten la necesidad de hablar con sus hijos sobre sexo, ya que pueden pensar que están aprendiendo sobre esto en la escuela, pero ese no es siempre el caso, por lo que es importante que todos los padres y tutores hablen sobre sexo con sus hijos.

Según recuerda Jasmine, el profesor de salud habló muy brevemente sobre la anatomía del aparato reproductor, pero no mencionó las infecciones de transmisión sexual (ITS) u otros temas críticos.

También recuerda que en el departamento de salud había anticonceptivos, pero la única manera de saber acerca de ellos era a través de otros estudiantes.

En la pubertad, Jasmine sintió que no tenía a nadie con quien hablar acerca de esto. Afortunadamente, su consejero le habló sobre el programa de Jóvenes Promotores de PPNYC, el Teen Advocate Program. Este programa forma a jóvenes para que eduquen a sus pares sobre salud y derechos sexuales y reproductivos.

Jasmine tomó la información, aplicó al programa y se convirtió en una promotora adolescente de PPNYC.

Durante su último año en la escuela secundaria, Jasmine ayudó a realizar talleres interactivos para jóvenes en toda la ciudad en temas desde el VIH hasta las relaciones sanas.

“Me ha inspirado y me hizo darme cuenta de que muchos de mis pares necesitan más educación en materia de salud sexual y reproductiva”, dice Jasmine sobre su experiencia.

PPNYC comenzó el programa de Jóvenes Promotores hace casi 20 años para combatir las altas tasas de embarazo adolescente, las infecciones de transmisión sexual, el VIH/SIDA y la violencia de pareja en nuestras comunidades.

“Incluso si no es sexualmente activo, es bueno estar informado acerca de su cuerpo”, explica Jasmine.

Para aprender más sobre el programa o para hacer una cita, visite http://www.ppnyc.org