Líder panista construye su propio castillo en México

Un senador que en su juventud sufría para pagar el transporte público quiere competir con hoteleros de Colima
Líder panista construye su propio castillo en México
El castillo se construiría sobre 7,500 metros cuadrados y costaría unos 200,000 dólares.
Foto: Archivo

MÉXICO. — En el estado de Colima abundan las haciendas coloniales convertidas en hoteles para turistas. Por eso no extrañó la construcción de un castillo como una competencia diferente hasta que se supo que el dueño del proyecto en construcción inspirado en los reyes europeos del feudalismo era un senador.

Y no cualquier legislador, sino el coordinador del Partido Acción Nacional (PAN) en la Cámara Alta: José Luis Preciado Rodríguez.

De acuerdo con el diario Reforma, en su juventud Preciado Rodríguez sufría para pagar el transporte público y estudiar la carrera de derecho, pero ahora su historia es diferente y en el noroeste de Colima comienzó a escribirse su propio cuento de hadas en el Castillo de Montitlán.

Hasta antes de convertirse en coordinador de su partido en la Cámara Alta, en mayo de 2013, Preciado era un político poco conocido que se movía por los pasillos de la cúpula panista de Colima, su estado natal, desde donde saltó a los escaños federales.

Luego, el líder del PAN, Gustavo Madero, lo puso como coordinador de los senadores para reemplazar a Ernesto Cordero, el ex secretario de Hacienda que quiso arrebatarle la dirigencia en elecciones internas.

Preciado Rodríguez se hizo así de una de las funciones públicas más poderosas y a la vez más suspicaces del país: los líderes de bancada definen votaciones y cuentan con presupuestos millonarios sin auditar.

Estaba en el cargo sin mayores contratiempos hasta el pasado fin de semana, cuando se hicieron públicas las fotos de su castillo en construcción sobre 7,500 metros cuadrados, valuado en unos 200,000 dólares.

El hotel iba a comenzar operaciones en abril de 2015, cuando estuvieran listos los jacuzzis en las habitaciones, los restaurantes y salones que presuntamente serían casinos, pero, tras el escándalo en la prensa, el municipio de Cuauhtémoc, donde se encuentra la obra, la clausuró.

El director de Obras Públicas, Adolfo Núñez, dijo que el senador Preciado no pagó los permisos de construcción ni otros trámites, por los debía alrededor de 3,000 dólares en su equivalente en pesos. No aclaró si una vez saldados pagos y multas, el Castillo de Montitlán seguirá en construcción.