Medidas para prevenir el infarto en jóvenes

La creciente obesidad y los malos hábitos de vida generan condiciones para sufrir un infarto a edades más tempranas
Medidas para prevenir el infarto en jóvenes
Para prevenir el infarto es importante monitorear tu estado general de salud.
Foto: Suministrada

“El hecho de que cada vez sean mayores los índices de obesidad, aunado a la falta de actividad física, el tabaquismo, el consumo de alcohol, la presión alta, el colesterol elevado, la diabetes, el estrés y llevar una dieta inadecuada, son solo algunos de los factores que elevan el riesgo de sufrir un infarto agudo de miocardio entre la población juvenil”, subraya María Teresa Fernández Ramos, investigadora para el proyecto Prevención de Enfermedades Crónicas con Énfasis en Diabetes, de la Fundación InterAmericana del Corazón-México.

Y es que por décadas se pensó equivocadamente que los ataques al corazón eran un padecimiento exclusivo de las personas mayores como resultado de su edad. Sin embargo, en los últimos años y debido fundamentalmente al cambio en el estilo de vida, la incidencia de infartos entre los jóvenes ha aumentado.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud un infarto agudo de miocardio o ataque al corazón se produce por la falta de suministro de sangre al músculo cardiaco. La causa más frecuente es el bloqueo de la arteria coronaria por la formación de depósitos de grasa en las paredes de los vasos sanguíneos.

La mayoría de los ataques cardíacos son provocados por un coágulo que bloquea una de las arterias coronarias, encargadas de llevar sangre y oxígeno al corazón. Si el flujo sanguíneo se bloquea, el corazón sufre por la falta de oxígeno y las células cardíacas mueren. Esto puede dañar irreversiblemente la salud e incluso provocar la muerte.

La experta explica que existen algunas circunstancias que deben ser consideradas para evitar alguna lesión en el corazón:

– El abuso en el consumo de alcohol.

No importa la cantidad, fumar acelera la frecuencia cardíaca y estrecha las principales arterias, además favorece la formación de coágulos que provocan ataques al corazón.

Consumir drogas como la cocaína, provoca rigidez y estrechamiento de los vasos sanguíneos (aterosclerosis), y que las paredes musculares del corazón se tornen más gruesas (miocardiopatía hipertrófica).

En voz de María Teresa Fernández Ramos uno de cada cuatro infartos de miocardio es silente, es decir, aparece sin dolor en el pecho. No obstante, estos son los síntomas más característicos:

Las mujeres experimentan comúnmente:

• Dificultad para respirar, sensación de debilidad, fatiga y somnolencia.

Mientras que los hombres:

• Náuseas y/o vómito.

• Dolor en alguna o varias partes del cuerpo como mandíbula, espalda, pecho, brazos, hombro izquierdo.

• Además puede haber dificultad para respirar, tener mareos o desmayos, sudores fríos y palidez.

Para vivir una vida plena hay que tener un estilo de vida activo, saludable. María Teresa Fernández Ramos expresa que es importante no ignorar los síntomas por el simple hecho de considerar que la edad es un elemento que descartaría una situación de este tipo. Asimismo, hace hincapié en que la mejor manera de mantenerse saludable es la prevención, misma que debe fomentarse desde temprana edad, así como:

• Mantener una alimentación saludable.

• Evitar el consumo de drogas, alcohol y cigarro.

• Realizar alguna actividad física al menos tres veces por semana.

• Consultar periódicamente al médico.

Para conocer más consulta: http://www.diamundialdelcorazon.com

Colaboración de Fundación Teletón México

“La empatía: Nos hace vivir el sentir ajeno”

Bojorge@teleton.org.mx