¿Pagarán los usuarios de su bolsillo las reparaciones en el metro?

La MTA aprueba el plan de inversión de transporte para los próximos cinco años, pero aún no tiene asegurados $15,200 millones

¿Pagarán los usuarios de su bolsillo las reparaciones en el metro?
La MTA ya anunció hace meses una subida del 4% en las tarifas para el 2015.
Foto: Getty

Nueva York – La junta de la Autoridad Metropolitana de Transporte (MTA) presentó y aprobó este miércoles un plan de inversión para los próximos cinco años centrado en mejorar el sistema de transporte masivo neoyorquino, pero aún no cuenta con casi la mitad de los fondos que necesita para financiarlo.

El plan que detalla las inversiones necesarias entre 2015 y 2019 se ha cifrado en $32,000 millones, de los cuales la mayoría irán destinados a renovaciones y reparaciones de los servicios de metro y autobús. Sin embargo, la MTA aún no tiene asegurados $15,200 millones.

Estos fondos que se necesitan deberían provenir de los gobiernos estatales y federales, o de inversores privados, pero si no se consigue el dinero necesario tampoco se descarta una subida de las tarifas de transporte y de los peajes de los puentes. La MTA ya anunció hace meses una subida del 4% en las tarifas para inicios del año que viene.

La agencia no ha detallado exactamente cómo pretende llenar este vacío en la financiación, pero ha explicado a través de un comunicado que “trabajaremos con nuestros socios inversores para identificar los recursos adicionales que necesitamos para recabar todos los fondos”.


Lee también:

Metro de NYC será 4% más costoso en 2015

Y el tren que más se retrasa en la Gran Manzana es…

Calor en plataformas del metro es peligroso para usuarios


La agencia también contemplaría hacer recortes el plan que ha presentado, aunque advierte que ello tendría consecuencias negativas “para mantener un servicio fiable y seguro”.

La MTA ha estado en el ojo del huracán en el último año después de los descarrilamientos de un tren de la línea F en Queens y otro de la línea Metro-North en El Bronx, así como por la aparición de reportes que muestran que las averías y los retrasos han aumentado en los últimos años en el sistema de metro.

“¿Cómo financiaría las necesidades de fondos de la MTA? A través de todos los que se benefician de ella – los desarrolladores del metro, las corporaciones, los conductores y los viajeros”, opinó a través de Twitter Gene Russianoff, vocero de la campaña Straphangers, que aboga por la mejora en el sistema de transporte neoyorquino.

El plan quinquenal pasa ahora a la Legislatura estatal donde se espera que sea debatido durante meses antes de ser completamente aprobado. También se espera que en las próximas semanas una comisión de reinvención del transporte nombrada por el gobernador Andrew Cuomo presente su propio reporte, que tendrá incidencia sobre el programa de la MTA.

Además de renovaciones y reparaciones, el plan incluye $5.5 millones para la expansión de servicios, incluyendo la construcción de la siguiente fase de la muchas veces retrasada nueva línea de metro que atravesará la Segunda avenida en Manhattan.

También contempla la construcción de una estación de la línea Long Island Rail Road en Grand Central (actualmente sólo hay una en Penn Station) y la expansión del servicio Metro-North para que llegue hasta Penn Station, por lo que habría segundas rutas de estas líneas a Manhattan que descongestionarían y ayudarían a mantener el servicio ferroviario en caso de desastres medioambientales como Sandy.

Este último proyecto también supondría la construcción de cuatro nuevas estaciones de Metro-North en El Bronx, lo que ha sido celebrado por el presidente del condado, Rubén Díaz Jr., que llevaba tiempo luchando por la medida.

“Estas cuatro nuevas estaciones – Co-op City, Parkchester/Van Nest, Morris Park y Hunts Point – no sólo serían grandes amenidades para las comunidades, sino que transformarán a toda la región”, declaró Diaz Jr. “Ningún proyecto es más importante para el futuro de El Bronx que esta expansión”.

  • $15,500 millones para el metro

Se comprarán 940 vagones de alta tecnología, se reemplazarán más de 80 millas de vías, se instalarán 13 nuevos ascensores en las estaciones y se mejorarán las condiciones de las 20 peores estaciones de la línea de metro. También se introducirán mejoras en la tecnología del sistema de señalización para incrementar la eficiencia y seguridad del servicio.

  • $2,000 millones para autobuses

Se comprarán más de 1,800 nuevos autobuses eléctricos y se expandirá el servicio de autobuses express (Select Bus Service) a nuevas líneas.

  • $5,700 millones para seguridad sistema ferroviario
  • Se instalará un sistema de control de seguridad en las líneas ferroviarias Metro-North y Long Island Rail Road que busca evitar descarrilamientos como el que ocurrió en El Bronx a finales de 2013, en el que murieron cuatro personas.

    • $3,000 millones para el mantenimiento de túneles y puentes
    • $5,500 millones para expansiones
    • Se iniciará la siguiente fase de la nueva línea de metro de la Segunda Avenida y se incrementarán los servicios ferroviarios a Grand Central y Penn Station, que incluye la construcción de cuatro nuevas estaciones de Metro-North en El Bronx.