Extienden beneficio para obtener MetroCard sin impuesto

Unos 450,000 trabajadores neoyorquinos podrán ahorrar hasta $443 anuales al comprar sus pasajes para el metro
Extienden beneficio para obtener MetroCard sin impuesto
Evolucionarán los torniquetes tradicionales
Foto: Getty

Nueva York – Hay buenas noticias para el bolsillo de aquellos que pagan $112 al mes por una MetroCard. Un proyecto de ley que fue aprobado este martes 45 – 4 en el Concejo Municipal, permitirá a usuarios del transporte público ahorrar un promedio de $443 anuales al comprar sus pasajes para el metro.

La legislación presentada por el concejal Dan Garodnick (D-Manhattan) requiere que toda empresa con más de 20 empleados ofrezca beneficios de pre-impuestos para gastos de transporte masivo, lo que significa que la nueva ley extenderá un beneficio fiscal que hasta ahora solo tienen trabajadores de grandes empresas y agencias gubernamentales.

“Es un gran programa del Gobierno federal para promover el uso del transporte masivo, y sin embargo miles de neoyorquinos no lo tienen a su alcance”, dijo Garodnick este martes en conferencia de prensa, frente a una estación de trenes en el Bajo Manhattan.

El concejal Ydanis Rodríguez, co-patrocinador de la ley dijo que, “aparte del ahorro es una buena propuesta verde. Debemos proveer más incentivos para todo neoyorquino opte por usar el transporte público”.


Lee también:

Neoyorquinos podrían ahorrar cientos de dólares en Metrocard

La tarjeta MetroCard tiene sus años contados

Informe: Bajo precio de la Metrocard compensa por altas rentas


Actualmente muchas empresas permiten que sus empleados designen dinero de sus ingresos mensuales para gastos de trasporte con el fin de reducir sus pagos de impuestos anuales. El dinero reservado, es obtenido luego por los trabajadores en una tarjeta de debito que solo se puede usar para gastos de transporte, o en una MetroCard.

¿Cómo se ahorra? El dinero sujeto a pago de impuestos se reduce por la cantidad que el empleado designe para su Metrocard. La ley de impuesto federal permite se reserve un máximo de $130 mensuales, lo que equivale a $1,560 anuales sobre los cuales no tendrá que pagar impuesto.

Según un estudio de la organización Riders Alliance, la ley extenderá el beneficio a unos 450,000 neoyorquinos adicionales. Los negocios también podrán ahorrar alrededor de $103 anuales por empleado. Algunos pequeños negociantes han criticado la medida argumentan que proveer el beneficio será otra carga más para ellos ya que requiere de una infraestructura que no tienen.

El concejal Robert E. Cornegy, quien preside la Comisión de Pequeños Negocios en el Concejo Municipal dijo que aunque apoya el alivio que la ley traerá a trabajadores le preocupa el costo que la aplicación de esta puede significar para pequeños empresarios. “Me preocupa imponer requisitos que no puedan gestionar”, declaró durante la votación, señalando que pequeñas empresas no cuentan con servicios de recursos humanos y por eso aplicar la ley podría significar un costo adicional.

La ley entrará en vigencia el primero de enero de 2016.