Gobierno federal lanza app en español contra ofensores sexuales

"Operación Depredador" les permitirá a los usuarios recibir alertas sobre acosadores y hacer denuncias de forma anónima
Gobierno federal lanza app en español contra ofensores sexuales
La Operación Depredador es una iniciativa internacional para proteger a los menores de los acosadores sexuales.
Foto: EDLP

@c_loboguerrero

Las autoridades federales lanzaron por primera vez una aplicación en español, para los teléfonos iPhone y Android, a fin de ayudar a localizar a depredadores que abusan sexualmente de menores.

La aplicación, denominada “Operación Depredador”, les permitirá a los usuarios recibir alertas sobre acosadores que están siendo buscados, así como realizar denuncias de forma anónima, según se explicó durante el anuncio hecho ayer, por la Oficina de Investigaciones de Seguridad Nacional (HSI, por sus siglas en inglés) del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE).

Gabriel García, subjefe de HSI en Nueva York, exhortó a la ciudadanía a que aproveche la tecnología, “así podremos proteger a nuestra niñez dentro de la comunidad”.

Esta es la primera vez que la agencia federal lanza una aplicación en español. En septiembre del año pasado, se puso en vigencia la versión inicial de la aplicación en inglés, para productos Apple, y a menos de 36 horas de entrar en vigencia, el HSI logró el arresto de un sospechoso.

“En la aplicación se brinda el nombre, información biográfica de los sujetos y gracias a la misma se puede hacer una denuncia de forma inmediata para que nuestros agentes tomen acción”, recalcó García.

La Operación Depredador es una iniciativa internacional encabezada por HSI para proteger a los menores de los acosadores sexuales, que fue lanzada en 2003, y, desde entonces, han sido arrestadas más de 10,000 personas, acusadas entre otras cosas, por producción y distribución por internet de pornografía infantil, viajes al extranjero para tener relaciones sexuales con menores, así como de trata sexual de niños.

García indicó además que, durante 2013, más de 2,000 personas fueron arrestadas por crímenes contra menores, a nivel mundial.

García advirtió que la gente no debe exponerse, si reconoce a algún sospechoso, a tratar de confrontarlo personalmente. “Lo mejor que puede hacer, es avisarnos inmediatamente”.

LEE TAMBIÉN: Padres inquietos por casos de abuso sexual en escuelas de NYC

La versión iOS se puede bajar a través del Apple Store y iTunes de Apple. Mientras que la versión de Android, está disponible en la tienda de Google Play. La aplicación es gratuita.

Una vez que se tenga la aplicación, se recibirán alertas sobre la búsqueda de un depredador sexual, así como noticias sobre detenciones y encausamientos de abusadores de menores, lo que podrá compartir con sus amistades.

La app le da dos opciones para comunicarse con HSI si desea proveer información sobre los fugitivos: bien sea llamando al teléfono de denuncias, o llenando un formulario en línea.

El teléfono para realizar denuncias de HSI en Estados Unidos y Canadá es (866) 347-2423 y desde cualquier otra parte del mundo: (802) 872-6199.

La División Estatal de Servicios de Justicia Criminal de Nueva York cuenta con una base de datos online pública que permite a todos los neoyorquinos consultar si viven cerca de un ofensor sexual o si un individuo es ofensor sexual. Puede visitarla en criminaljustice.ny.gov/nsor/.

La base de datos permite hacer búsquedas por apellidos, por condados y por código postal. Los resultados son tan detallados que ofrecen la foto del ofensor, la dirección exacta de su domicilio, información de su vehículo, su descripción física y el récord de sus crímenes.

Hay tres tipos de ofensores sexuales:

Nivel 1 (bajo riesgo de reincidencia). Nivel 2 (riesgo medio de reincidencia). Nivel 3 (alto riesgo de reincidencia).

Por ley, la base de datos pública online sólo incluye a los ofensores situados en los niveles 2 y 3.

En criminaljustice.ny.gov/nsor/nyalert.html puede también registrarse para recibir alertas por mensaje de texto o por email cada vez que un ofensor sexual de nivel 2 o 3 se mude a su barrio.

El New York State Central Register cuenta con una línea directa para reportar casos de abusos a menores: 1 (800) 342-3720.

Si el niño está en peligro inmediato, llame al 911.

La organización Prevent Child Abuse New York ofrece información sobre cómo mantener a sus hijos a salvo a través del 1-800-244-5373.

Usualmente, el abuso proviene de alguien que es conocido y “confiable”: un familiar o amigo de la familia.

Como los niños no siempre pueden expresar el abuso sexual, los padres deben estar pendientes de señales físicas o de comportamiento.

Son señales de alerta si al niño no le gusta cierta gente, se queja de dolores en los genitales o presenta desórdenes de comportamiento.

54,051 reportes de abusos físicos, psicológicos o sexuales contra niños en la Ciudad de Nueva York se recibieron en el 2012, de acuerdo con el registro estatal de abusos a menores. En más de 21,000 de esos reportes se encontró causa.

?>