Obama y las elecciones del martes

Los votantes afroamericanos tienen mucho en común con los votantes hispanos.

Ellos son las minorías más grandes del país. Ambos grupos ayudan a definir elecciones reñidas en diferentes estados. Y los dos grupos son muy propensos a no votar en años de elecciones no presidenciales.

En este tipo de comicios su voto cae mucho más que el de ningún otro grupo de votante. Esto sería desastroso para los candidatos demócratas que necesitan de su voto para poder impedir que los republicanos tomen el control del Senado.

Esta vez —en las elecciones del próximo martes— le toca a los votantes afro-americanos.

Los estrategas demócratas tienen un grave problema.

La popularidad del Presidente Obama es muy pobre y su presencia con los candidatos demócratas al Senado puede perjudicarlos. Obama no es bienvenido en los estados en los cuales hay contiendas senatoriales cerradas.

A la vez, los demócratas necesitan que los afroamericanos salgan a votar en forma masiva para poder mantener el control del Senado. Esto es de mucha importancia en estados tales como Luisiana, Carolina del Norte, Georgia, Arkansas y Kentucky. Su voto también es muy importante en elecciones para gobernador en: Arkansas, Maryland, Michigan, Georgia Carolina del Sur.

El problema para los que dirigen las campañas de estos candidatos es como convencer a los votantes afroamericanos que su voto es crucial.

La estrategia de estos expertos es complicada. Ellos no quieren ver a sus candidatos con Obama particularmente en estados que ganó el republicano Mitt Romney en el 2012. Eso si, Michelle siempre es bienvenida.

Hay analistas políticos que critican los pronunciamientos del presidente. Dicen que le pueden hacer daño a sus candidatos. Creo, sin embargo, que están equivocados. El mensaje de los discursos del presidente está dirigido en forma directa a los votantes afro-americanos que le dieron el 93 por ciento de su voto en las elecciones del 2012.

Obama y los que proponen esta estrategia creen que el votante afroamericano va a entender las razones por las cuales su voto es importante. La política del primer presidente negro – del cual ellos se sienten particularmente orgullosos – está en juego.

Hay algo más. Los estrategas demócratas han puesto mucho énfasis y dinero en un esfuerzo por sacar a la mayor cantidad de votantes demócratas a las elecciones. Esta fue una de las razones por las cuales Obama derrotó con facilidad al republicano Mitt Romney en el 2012l