Lo que debes saber sobre la hipertensión

En muchas ocasiones, quienes padecen presión aterial alta lo ignoran porque puede ser asintomática
Lo que debes saber sobre la hipertensión
Es importante acudir con tu médico para verificar tu presión arterial
Foto: Archivo

“Es muy importante cuidar la salud de nuestras arterias porque es a través de ellas que la sangre irrigada por el corazón llega a todo el organismo. La presión arterial es aquella presión que la sangre ejerce contra las paredes de las arterias en su recorrido por el cuerpo.

“A medida que envejecemos, el grosor de las arterias se estrecha, obstaculizando con ello el libre fluir de la sangre, forzando a su vez al corazón a hacer un esfuerzo extra para tratar de seguir bombeando con normalidad la sangre que el cuerpo necesita para vivir”, explica Adriana López Zárate, médica cirujana.

La especialista agrega que cuando la fuerza de la presión sanguínea sobre las paredes de las arterias aumenta más allá de lo considerado normal, entonces esa persona padece presión arterial alta.

La gran mayoría de las personas que padecen hipertensión, pueden no darse cuenta de su condición, ya que es asintomática, y es por ello que la especialista subraya la importancia de la prevención y sugiere medir la presión sanguínea una vez al año.

“La prueba es muy sencilla y la puede realizar cualquier médico, en cualquier consultorio y en cualquier centro de salud. La medición se realiza ejerciendo presión en el brazo –colocado a la altura del corazón- con la ayuda de un un tensiómetro o baumanómetro”, comenta la especialista y agrega que: “Se toman en cuenta dos valores: los de la presión sistólica y los de la presión diastólica. La primera es la presión de la sangre cuando el corazón late al bombearla, y la segunda es la presión de la sangre cuando el corazón descansa entre un latido y el siguiente”.

Se considera que una persona tiene presión arterial normal cuando los valores obtenidos en el examen se ubican por debajo de los siguientes niveles: presión sistólica 120, presión diastólica 80 (120/80). Mientras que para una persona con presión arterial alta, los niveles resultantes se ubican entre los presión sistólica 140, presión diastólica 90, (140/90).

La especialista explica que la presión arterial alta no tiene cura, pero es controlable, y subraya que en algunos casos se requiere de la ayuda de algún medicamento y en otros casos, sólo es necesario adoptar estilos de vida más saludables, ya que este padecimiento es causado por factores como sobrepeso, vida sedentaria, consumo excesivo de harinas, grasas saturadas y sal, además de fumar y la ingesta no moderada de bebidas alcohólicas.

Finalmente, tanto para quienes viven con esta enfermedad, como para aquellas personas que buscan prevenirla, la doctora López Zárate recomienda:

• Tener una dieta baja en grasas y sal.

• Mantener un adecuado peso corporal.

No fumar.

• Consumo moderado de alcohol.

• Practicar alguna disciplina deportiva.

• Control efectivo del estrés.

Hay pequeñas acciones que reditúan en grandes beneficios para nuestra salud, una de ellas es la prevención. Es por ello que además de adoptar un estilo de vida saludable es importante acudir al médico para la revisión de la presión arterial, y así no sólo detectarla a tiempo, también evitar padecimientos ligados a esta enfermedad como accidentes cerebrovasculares o afecciones de la vista.

Colaboración de Fundación Teletón México

“La resiliencia te hace crecer en la adversidad”

Bojorge@teleton.org.mx