El gran festival de las compras se desinfla

Los descuentos previos durante semanas restan atractivo al Black Friday
Sigue a El Diario NY en Facebook
El gran festival de las compras se desinfla
Pese a las aperturas adelantadas, as ventas de Black Friday han estado por debajo de las del año pasado.
Foto: Efe

El lunes cibernético mantuvo ayer parte de su atractivo y a las 3.00 de la tarde IBM Analytics hacía saber que las ventas habían subido un 9% por encima de las del año anterior en el mismo horario.

Con ser una mejora, el avance no es tan pronunciado como el registrado el año pasado cuando las ventas en Internet crecían a un ritmo algo superior al 20%.

El balance del Black Friday, que tradicionalmente se ha considerado como el inicio de la temporada de compras de fin de año, tardará unos días en hacerse pero las primeras cifras no son lo positivas que los comerciantes esperaban. El festival de las compras, que cada año dura más, se desinfla.

Las primeras cifras de la Federación Nacional de Comerciantes (NRF, en sus siglas en inglés) apuntan a una rebaja del 11% en las ventas durante el fin de semana. El gasto total se espera que haya sido cercano a $50,900 millones frente a los $57,400 de 2013. Es el segundo año consecutivo en el que caen las ventas de Black Friday, un periodo en el que los consumidores hacen el 15% de las compras de la temporada.

Desde que las tiendas se abrieron el jueves 27, el tráfico de clientes cayó un 5.2% y algunos comercios no dieron la sensación de fuerte actividad de otros años. En parte porque buen número de ventas se hicieron a través de Internet y más de la mitad de estas a través del móvil.

Aunque en los últimos 10 años las mejores ofertas en Internet se dejaban para el ciberlunes, en esta ocasión ha habido rebajas desde primeros de mes. De hecho, según IBM Analytics el día de Acción de Gracias las ventas online mejoraron un 14.3% y en Black Friday un 9.5%. Ahora bien, tanto este servicio de medición como la NRF vieron como el valor medio de las compras ha sido inferior a las de 2013.

Matthew Shay, presidente de la NRF afirmaba ayer que el hecho de que haya habido descuentos antes del largo fin de semana y que estos se mantengan durante semanas ha restado atractivo al Black Friday. Por otro lado, Shay afirmaba que dada la mejora de la economía, las rebajas no han sido tan cruciales como en la recesión.

“Los consumidores buscan valor ahora de formas distintas. Pefieren pagar mas por algo que venga con envío gratis o gastar más y evitar prisas”, decía Shay

La NRF mantiene el optimismo y cree que al final de la temporada, las compras serán un 4.1% mejores que las de 2013