Fiel heredero de la mítica garra charrúa

Ex futbolista uruguayo con una larga historia en los campos de Nueva York
Sigue a El Diario NY en Facebook
Fiel heredero de la mítica garra charrúa
Carlos Pastorino (izquierda) con la camiseta de La Farándula, hace una finta ante un rival en la Liga Estudiantes del Guayas.
Foto: CORTESÍA

@marioechoncha

Heredero de la verdadera garra charrúa. Un guerrero dentro de la cancha y un gran amigo fuera de ella. Carlos “Pato” Pastorino por más de una década fue uno de los más temidos defensores del parque de Flushing, Queens. “Si pasa la pelota, no pasa el hombre. Y ambos…jamás”, era su filosofía futbolística adquirida en las filas del Tanque Sisley, un modesto equipo uruguayo que fue fundado el 17 de mayo de 1955.

“Llegué hasta primera división con el Tanque que se fusionó con C.C. Sisley (1981) y ahora está haciendo una buena campaña en el campeonato uruguayo”, comentó.

Pastorino llegó a Nueva York y fue capitán de la selección uruguaya que ganó el primer torneo sudamericano (Suda ’82) de naciones celebrado en la Gran Manzana con jugadores asentados en Estados Unidos.

“Jugamos la final con un Ecuador que tenía un gran equipo: joven, tocador y rápido. Nosotros, con mayor experiencia, ganamos ese partido 2-1 gracias a la viveza del armenio Roberto Guendjian, quien madrugó a Eugenio Mieles en un tiro libre desde el borde del área”, explicó Pastorino, sobre aquel memorable cotejo escenificado en la cancha de la escuela George Washington.

Después Ecuador ganó el “Casuda ’86” a Haití, con un gol agónico de Carlos Obando en el alargue. “Es el mejor equipo ecuatoriano que he visto en Estados Unidos”, rememoró Pastorino.

El “Pato” como todo el mundo lo conoce, militó en esta ciudad para Uruguay Artigas, Antioquia, Boca Juniors, Brooklyn Perú y La Farándula FC con la que jugó 10 años y se retiró.

“Mis tres amores en el fútbol son el Tanque, Peñarol y La Farándula”, subrayó.

Referente a la escuadra nacional uruguaya dijo que a la “Celeste le hace falta un recambio generacional”.

“Creo que el profesor Óscar Washington Tabárez debe dar un paso al costado. Ya cumplió”, manifestó y pronóstico: “Uruguay va a volver a tener serios problemas para clasificar al mundial. Ahora regresa Brasil y otros países como Colombia, Chile y Ecuador, han crecido”