Una casa muy conectada

L a casa conectada ya es una realidad y sus beneficios son tangibles.Nos pueden hacer la vida más fácil. Desde apagar y encender luces, monitorear cámaras de seguridad y controlar la temperatura, hasta abrir puertas remotamente.

Un buen punto de partida es el kit de Iris de Lowe’s. Tiene un controlador central para todos los dispositivos e incluye una variedad de sensores, entre ellos uno de movimiento infrarrojo, un conector inteligente que permite activar o desactivar cualquier cosa conectada al mismo de forma remota, sensores de puertas y ventanas, un termostato inteligente, un teclado y un ampliador de rango. Todo se gestiona desde un app en tu móvil.

Otro gadget interesante es Mother de Sen.Se. Mother trabaja con pequeños sensores de movimiento inteligentes llamados cookies que son muy versátiles y tan pequeños que se pueden colocar a todo tipo de cosas. Detectan movimiento en y alrededor de sí mismos e incluso tienen un sensor de temperatura.

De esa manera, pueden actuar como detectores de movimiento e informan sobre los objetos a los que están unidos o simplemente cerca. ¿Ejemplos? Puedes conocer la temperatura de una habitación, si tu hijo llegó a casa, si el abuelo tomó sus medicamentos, si alguien cruzó la puerta de entrada, etc. Hay tantas funciones como las que se pueden imaginar.

Con tu teléfono en mano y con gadgets como estos puedes comenzar a acostumbrarte al hecho de que casi todo en la casa se puede conectar al internet. Espero pronto una tostadora inteligente con un app