Delta desvela la ampliación de su terminal en JFK

La aerolínea Delta inauguró ayer la última ampliación hecha a su Terminal 4 en el aeropuerto internacional JFK, una obra que ha añadido 11 puertas nuevas en una superficie de 75,000 pies cuadrados. Con esta expansión se mejora las conexiones de vuelos para los clientes que llegan a la terminal 2.

El costo ha sido de $175 millones que forma parte de un compromiso de inversión total de $1,200 millones en esta terminal.

Según Gail Grimmett, vicepresidenta para Nueva York de Delta, habrá más inversiones en JFK para los que ya se está empezando a hablar de otros proyectos con Port Authority. Y este no es el único aeropuerto que reciba la atención de Delta. En el aeropuerto de La Guardia este año la aerolínea hará obras en su terminal por valor de $65 millones. “Nunca se termina de hacer inversiones para que los clientes estén bien atendidos”, explicaba ayer Grimmett.

Nueva York ha recibido la mayor cantidad de dinero “de lejos” por parte de esta empresa con sede en Atlanta, para la renovación de las instalaciones. Grimmett afirmaba que JFK es el puente hacia el resto del mundo. La empresa emplea a 10,000 personas en la ciudad.

La aerolínea mostró su primera y más ambiciosa renovación del proyecto de remodelación y expansión de la terminal en 2013. Delta atiende a 12 millones de pasajeros al año en JFK