NYPD cambiará métodos para actuar con la comunidad

El comisionado Bill Bratton anunció un programa piloto de patrullaje que comenzará en Manhattan y Queens

NYPD cambiará métodos para actuar con la comunidad
Los policías tendrán un contacto directo con la comunidad.
Foto: Getty Images

Nueva York – Las voces que han estado pidiendo cambios radicales en la Uniformada neoyorquina tras los casos de Eric Garner y Akai Gurley, catalogados como abuso policial, fueron escuchadas y por ello el Comisionado de Policía Bill Bratton anunció cambios en los métodos usados por el NYPD.

El máximo jefe policial informó el jueves que se realizará un programa piloto denominado “Police Community Compact”, que es un nuevo modelo de patrullaje, y que consiste en poner más oficiales de los cuarteles en directa comunicación con los miembros de la comunidad. El plan comenzará primero en Manhattan y Queens y que si da resultado se extenderá al resto de la Gran Manzana.

Con el nuevo modelo los oficiales seguirán movilizándose en sus patrullas, pero no necesariamente tendrán que atender llamadas de radio, sino que actuarán directamente con los vecinos y comerciantes para conocer de primera mano los problemas y las preocupaciones que hay en cada comunidad. También se asignará a un supervisor que trabajará resolviendo problemas de la comunidad con el fin de incrementar el diálogo con los residentes.


Lee también:

NYPD busca acercarse a los hispanos a través de Twitter

NYPD refuerza estrategia antiterrorista

NYPD cambia sus protocolos como medida de precaución

NYPD inicia reentrenamientos a agentes


Los cambios en la Uniformada también contemplan que cada oficial reciba un entrenamiento extra de dos días en el manejo de armas, así como tres días de adiestramiento para mejorar sus “cualidades” como policías.

Bratton indico que el objetivo de estos cambios, que forman parte de un amplio proceso de reestructuración del NYPD que tomará unos 12 meses, era mejorar la manera en cómo los oficiales interactúan con el público.

El Comisionado también anunció la creación de una nueva Unidad Antiterrorista conformada por 350 oficiales especialmente entrenados para responde a las amenazas que recibe la ciudad de los grupos extremistas.

Es nuevo grupo también estará encargado en actuar con manifestaciones para evitar que las protestas se salgan fuera de control.

Los 350 oficiales de esta unidad que se ha denominado “SRG” (Strategic Response Group) empezarán sus funciones el próximo verano y se movilizarán en vehículos especialmente equipados con armas y trajes antimotines.