$50,000 por cada uno de los asesinos fugados en Nueva York

Uno de los reos dejó un papel amarillo con una sonrisa dibujada que decía: "Que tengan un buen día"

Nueva York —  Las autoridades de Nueva York anunciaron hoy una recompensa de $100.000  para quien dé informes que puedan llevar a la detención de dos peligrosos reclusos que se fugaron de una cárcel del norte del estado.

Los fugados son David Sweat, que cumplía cadena perpetua por al asesinato de un sheriff en 2002, entre otros cargos, y Richard Matt, condenado a 25 años de prisión por el asesinato a golpes de un hombre de negocios en 1997.

Sweat y Matt fueron dados por desaparecidos este sábado cuando se hizo la revisión de presos del penal de las 5.30 am (ET). Aunque estaban en celdas contiguas, al parecer se unieron en la fuga y desde entonces están siendo buscados.

La recompensa de 50.000 dólares en cada caso fue anunciada por el gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, en una conferencia telefónica con periodistas para actualizar la información sobre esta fuga del penal de máxima seguridad de Clinton.

Richard Matt y David Sweat son considerados como un peligro para el público.
Richard Matt y David Sweat son considerados como un peligro para el público.

El penal está a 20 millas de la frontera con Canadá. Se trata de la primera fuga que se conoce desde que fue construida la cárcel, en 1865.

“Son dos asesinos y nuestra primera obligación es asegurarnos de que no causan más daños a la comunidad”, afirmó el gobernador Cuomo. “Con la ayuda del público, devolveremos a estos hombres donde pertenecen, detrás de los barrotes”, agregó.

Los reos, “que pueden estar en cualquier parte del estado”, señaló Cuomo, se escaparon perforando paredes de su celdas, por medio de un túnel y conductos internos del penal, hasta una alcantarilla situada a las afueras del recinto carcelario.

Presos fugados

Habían colocado bultos de ropa en sus camas para dar la impresión de que estaban dormidos y uno de los reos dejó un papel amarillo con una sonrisa dibujada que decía: “Que tengan un buen día”.

Según se informó oficialmente hoy, en la búsqueda participan unos 250 efectivos, apoyados por unidades aéreas. Las operaciones están siendo coordinadas entre efectivos locales, del estado y federales.