Fuga de talentos: Nueva ola de inmigración puertorriqueña  

Preocupa a expertos la fuga de talento de la isla a raíz de la crisis
Fuga de talentos: Nueva ola de inmigración puertorriqueña   

Nueva York— La crisis financiera en Puerto Rico es el detonante de una emigración masiva que registró su pico más alto el año pasado. Expertos afirman que la ola es la más grande desde el histórico éxodo de las décadas de 1950 y 1960, pero ahora son jóvenes profesionales los que dejan la isla.

“Solicitantes de nuestras ofertas de empleo reflejan un aumento considerable de jóvenes que emigran de Puerto Rico al area metropolitana de Nueva York”, dijo Edwin Meléndez, presidente del Centro de Estudios Puertorriqueños. “Muchos están matriculados en las universidades del área y sólo buscan trabajo de tiempo parcial para poder dedicarse a los estudios”.

TODAS LAS NOTICIAS SOBRE PUERTO RICO

Según cifras de la Oficina del Censo, el estado asociado perdió 47,442 habitantes entre julio de 2013 y julio de 2014. La pérdida poblacional más grande de un año a otro en la historia de la isla, afirmó Raúl Figueroa, demógrafo especializado en el estudio de la población puertorriqueña.

“La población emigrante a Estados Unidos mostró ser más joven, la mediana de edad fue de 28.5 años. Igual que en años anteriores, se puede percibir entre los emigrantes una concentración en los grupos de edad menor a 30 años”, se lee en el reporte Perfil del Migrante, divulgado en 2013 -el más reciente-  por el Instituto de Estadísticas de Puerto Rico.

“Nos enfrentamos a una  pérdida acelerada de la fuerza productiva joven, lo que agrava la fase más depresiva de la recesión económica que vivimos”, expresó Figueroa. “Nuestros profesionales emigran en masa. Es una fuga de talento preocupante”.

Entre 300 y 2,000 maestros emigraron a Estados Unidos durante 2013. A su vez, de 400 a 2,500 eran chef. Para ese año, por lo menos el 48% de los 74,000 boricuas que dejaron la isla tenían alguna educación post-secundaria. De acuerdo con el Instituto de Estadísticas de Puerto Rico, la mayoría de los emigrantes fueron mujeres, una tendencia que ocurre desde 2011.

Con 4.9 millones de personas de origen puertorriqueño viviendo en Estados Unidos, más del 42% de los recién llegados son motivados por razones de empleo, según el Centro de Investigación Pew.

El aspirante a sommelier (experto en vinos) Sebastián Castrodad Reverón, de 27 años, emigró de San Juan hace dos meses para establecerse en El Bronx, pero la inmigración no es ajena a su familia. Modesto Reverón, su abuelo materno, fue de los primeros puertorriqueños que llegaron a East Harlem cuando los italianos eran mayoría.

LEE TAMBIÉN: Puerto Rico pide reestructuración de su deuda

“En Puerto Rico no hay escuelas de sommelier, así que a mi edad era el momento propicio para salir de la isla y buscar oportunidades en Nueva York”, dijo Castrodad-Reverón. “Muchos jóvenes de mi generación están viniendo”.

Sebastián truncó sus estudios universitarios en literatura comparada a 45 créditos de finalizar. “No me veía ejerciendo esa profesión y ahora estoy aquí para entrenarme como sommelier y trabajar en un restaurante con Estrella Michelin”, comentó.

Sebastián no planea quedarse en la urbe. Su meta es abrir un restaurante en Puerto Rico, emulando a otros jóvenes que regresaron de Estados Unidos.

Evangelis Figueroa, de 29 años, emigró de Mayaguez en octubre del año pasado y vivió unos tres meses en El Barrio, pero sin empleo estable fue imposible encarar el alto coste de vida en la ciudad y se mudó a Rochester -condado de Monroe el noreste del estado- para trabajar en el área administrativa.

“Nueva York es una ciudad agresiva para un inmigrante reciente”, dijo Evangelis en una entrevista telefónica. “Mi prioridad era salir de la isla y vine aquí con ayuda de mis tíos, pero estoy buscando empleo en Florida y espero mudarme el próximo año”.

De acuerdo con el Instituto de Estadísticas de Puerto Rico, el estado con mayor emigración boricua es Florida, seguido por Pennsylvania, Georgia, Ohio, California, Texas, Nueva Jersey y Nueva York.

La región sur de los Estados Unidos, que incluye al estado de Florida, concentra el 46% -unos 37,000- de la emigración puertorriqueña de los últimos tres años, en comparación con la zona noreste (entre 31% a 34%) durante el mismo periodo.

“A mi esposo, quien tenía empleo estable por más de 12 años en Puerto Rico, le hicieron una oferta de empleo en Florida. Juiciosa y responsablemente la evaluamos y decidimos dar el salto”, contó en un correo electrónico Ana Isabel Rosado. “Pensamos que era el momento adecuado, pues tenemos un niño de 8 años”.

La joven pareja encontró una buena oportunidad para perfeccionar el idioma y emprender un nuevo camino.

“Pudimos vender nuestra casa en tiempos tan difíciles en Puerto Rico. Aquí estamos viendo como nos va. Yo sólo llevo tres semanas, pero mi esposo tiene 4 meses”, indicó.

Salen más de los que regresan

El demógrafo Raúl Figueroa estima que de seguir la tendencia, la isla podría perder más de 400,000 habitantes en esta década.

“El movimiento migratorio a Estados Unidos está ocurriendo desde los últimos 20 años, pero el año pasado se dio el boom”, explicó.

El estudioso dijo que en 2014 unos 90,000 boricuas dejaron la isla, en comparación con los 25,000 que regresaron; según un análisis del movimiento neto de pasajeros aéreos.

El porcentaje de regreso a la isla es mínimo entre los puertorriqueños de 60 a 75 años, pero hay una mayor tendencia entre los mayores de 30 años. En especifico, la mediana de edad de los que vuelven aumentó de 32.8 a 34.4 años, según el Instituto de Estadísticas de Puerto Rico. El 57% son varones.

“Definitivamente mi esposo y yo no pensamos retirarnos en la isla. Preferimos Chicago cerca de los hijos”, dijo Aida Berrios, una residente de El Bronx. “La crisis asusta”.

El temor de Aida, quien llegó al Condado de la Salsa en la década de 1970, nace de una carta que recibió en semanas recientes del gobierno puertorriqueño.

“Este año nos han aumentado el impuesto a la propiedad y el costo de los servicios públicos. Mantener nuestra única casa en Puerto Rico es cada vez más difícil”, se quejó. “La quiebra empaña el encanto de la isla”.

Perfil de la fuerza laboral puertorriqueña en EU

El Bureau of Labor Statistics apunta a que el sector de servicios es el área ocupacional con mayor porcentaje entre los emigrantes boricuas con un 28%, seguido por las actividades de gerencia y profesional (25%) y ventas y labores de oficina con el 20%, pero también se registró un incremento del 11% en 2013 en el sector de producción y transportación de materiales. En los últimos años, cerca de 5 mil recién llegados se dedicaron a ocupaciones de producción.