Pretenden acabar con ‘reality TV’ en las salas de emergencia

Una legislación prohibiría en los hospitales filmaciones no autorizadas por los pacientes
Pretenden acabar con ‘reality TV’ en las salas de emergencia

Legisladores locales y estatales no quieren que se repita el caso de Mark Chanko, cuyo tratamiento médico y muerte fueron firmados para un reality show de televisión sin previo consentimiento de él ni de su familia.

La historia de Chanko fue filmada por New York Med, un programa de ABC realizado en el hospital New York Presbyterian. Chanko nunca dio su aprobación para la grabación, y su esposa quedó horrorizada al ver morir a su esposo en televisión cuando el episodio fue transmitido.

Aunque aún está pendiente de aprobación en la Legislatura Estatal el proyecto de ley que prohibiría esta práctica, legisladores locales y estatales les hicieron un llamado a los hospitales para que tomen “la decisión correcta” y prohíban la filmación sin consentimiento en los centros de salud de la ciudad de Nueva York.

En respuesta a esta petición, Greater New York Hospital Association (GNYHA) confirmó que ya no permitirá estos “reality shows” sin previo consentimiento en todos sus centros de salud afiliados, que incluyen a casi todos los hospitales privados de la ciudad.

El proyecto de ley que busca restringir esta práctica es patrocinado por los senadores estatales Brad Hoylman, Liz Krueger, y Martin Golden y los asambleístas Brian Kavanagh y Edward Braunstein.

El mes pasado, el concejal Garodnick fue acompañado por 32 de sus colegas en el Concejo Municipal, para pedir a los líderes de hospitales prohibir la filmación para propósitos de entretenimiento sin obtener primero una aprobación escrita.

“Televisión de reality no tiene cabida en nuestras salas de emergencia. Con este compromiso, nuestros hospitales pueden decir con razón que la privacidad cuenta en la ciudad de Nueva York”, dijo Garodnick. “Apreciamos que GNYHA reconozca la importancia que tiene este tema para los neoyorquinos”.

Kenneth Chanko, hijo de Mark Chanko, dijo que le satisfacía la decisión de GNYHA.

“Esperamos que esto ayudará a garantizar la privacidad para todos los pacientes vulnerables y sus familias en los hospitales, contra las grabaciones no deseadas”, dijo Chanko.

El senador Brad Hoylman alabó a GNYHA “por instar a sus miembros a no aceptar la filmación o grabación de los pacientes o familiares sin una autorización por escrito”.

“Agradezco a la familia de Mark Chanko por su valentía al compartir su historia personal y al concejal Dan Garodnick por su liderazgo en este asunto”, dijo Hoylman. “Voy a seguir trabajando en Albany con la legislación que co-patrocino (S4622A) para que se consagre este importante aspecto de la privacidad del paciente en la ley estatal. Juntos podemos asegurar que lo que la familia Chanko sufrió a manos de un reality show de televisión no vuelva a suceder”.