Guatemaltecos celebran con humor su independencia

La renuncia y encarcelamiento de Otto Pérez Molina y Roxana Baldetti definió la celebtración del festejo patrio de chapines en NYC
Guatemaltecos celebran con humor su independencia
Con piñatas alusivas, los chapines celebraron con humor su fiesta de independencia. FOTO: ZAIRA CORTES

Nueva York— La renuncia y encarcelamiento del expresidente Otto Pérez Molina, acusado de encabezar una red de defraudación aduanera conocida como ‘La Línea’, marcó la conmemoración de la Independencia de Centroamérica en Nueva York.

El Acta de Independencia de América Central, también conocida como el Acta de Independencia de Guatemala, se firmó el 15 de septiembre de 1821. Los países de Honduras, El Salvador, Nicaragua y Costa Rica también se suscribieron al documento que reclamaba la emancipación de la monarquía española, dando origen a la Independencia de Centroamérica.

Los chapines celebraron su independencia el sábado en las canchas de fútbol de Red Hook Park, Brooklyn. Desde la década de 1970, el sitio sirve como punto de reunión para los inmigrantes guatemaltecos del área triestatal.

“Es un orgullo que nuestra nación inspire a toda Latinoamérica”, dijo Aurelio Mejia (56), quien emigró de Sololá en 1998. “La voz del pueblo fue escuchada porque unido salió a las calles a clamar justicia y aquí en Nueva York los inmigrante hicimos eco”.

Desde mayo, activistas guatemaltecos demandaron la renuncia de Pérez Molina con protestas en Union Square y frente al consulado de Guatemala en la Avenida Park. Los hashtags en redes sociales #Florecerás Guatemala, #Renuncia Ya y #Justicia Ya convocaron a los chapines de la  ciudad a pedir la acción del congreso del país centroamericano.

A principios del mes, el congreso guatemalteco decidió retirar la inmunidad a Pérez Molina con 132 votos a favor. Se necesitaban 105 sufragios, las dos terceras partes de los escaños, para dejar al expresidente en manos de la justicia.

“La victoria es la gran invitada en nuestra fiesta de independencia”, expresó Leobardo Ambrosio, un organizador comunitario de Brooklyn y maestro de quiché, una lengua maya de Guatemala. “Hicimos historia. Otras naciones buscan seguir nuestros pasos”.

La cónsul Myrian De la Roca compartió la euforia de su connacionales. La diplomática dijo que ‘es el pueblo es el que define el carácter de su nación’.

“Estamos orgullosos de cómo el pueblo ha reaccionado”, sostuvo. “El guatemalteco ha demostrado el carácter de su país, un carácter que demanda. Las manifestaciones fueron pacificas y eso es digno del aplauso, hemos dado un  ejemplo a Latinoamérica y al mundo”.

Las piñatas de Otto Molina y la exvicepresidenta Roxana Baldetti, encarcelada en agosto por su participación en La Línea, fueron parte del buen humor que definió el festejo patrio en Red Hook. Una piñata del magnate Donald Trump acompañado de dos ‘misses’ completaron la escena.

“Al romper estas piñatas, de alguna forma estamos enviando el mensaje de que no toleraremos la corrupción en Latinoamérica, ni el racismo en Estados Unidos”, dijo Juanita Maldonado (26), madre de dos niños pequeños ansiosos por hacer añicos a los curiosos personajes.

“Donald y Otto son malos”, dijo Natalia (9), la hija mayor de Maldonado, una trabajadora doméstica.

Al son de marimbas, la Liga Guatemala de Fútbol celebra cada año la Independencia de Centroamérica con torneos de soccer. Los equipos campeones se llevan a casa un trofeo que simboliza al emblemático quetzal.

Germán Aníbal Ochoa, organizador de la Liga Guatemala de Fútbol, dijo que hasta 60 equipos -entre primera división y veteranos- son parte del grupo deportivo, que también incluye equipos de México, El Salvador, Ecuador y Honduras.