Estudio demuestra que ciudadanía a inmigrantes impulsa economía en NYC

Estudio del Urban Institute confirma que el incremento de la tasa de naturalización aumenta ingresos fiscales y disminuye gastos de los gobiernos locales

Estudio demuestra que ciudadanía a inmigrantes impulsa economía en NYC
Cientos de inmigrantes juramentaron antela bandera de EEUU a través de todo el país como parte del Día Nacional de la Ciduadanía.
Foto: El Diario

NUEVA YORK — Una nueva investigación del Urban Institute, realizada con el apoyo de la Oficina de Asuntos de los Inmigrantes del Alcalde (MOIA) y Citi Community Development (perteneciente a Citigroup), encontró evidencia cuantificable acerca de cómo el incremento de la tasa de ciudadanía sería un catalizador económico para las ciudades y las comunidades inmigrantes.

Mientras que otros estudios explican cómo el incremento de las cifras de naturalización conduce a salarios más altos para los individuos elegibles y produce ingresos fiscales adicionales para sus comunidades, el análisis del Urban Institute sería el primero en demostrar la rentabilidad directa para la Ciudad.

El reporte -que se fundamenta en modelos econométricos rigurosos- examina el impacto económico de la naturalización en 21 ciudades, un espectro que permite diversidad en términos de ubicación geografía, demografía y la historia de sus poblaciones inmigrantes.

Según los hallazgos del Urban Institute, si en la ciudad de Nueva York todos los residentes elegibles se hicieran ciudadanos, el ingreso fiscal para la Ciudad, el Estado y el gobierno federal aumentaría en $789 millones en un año y los costos de los programas de beneficencia pública disminuirían en $34 millones en el mismo periodo, lo que representa un beneficio neto de $823 millones.

“Los alcaldes de todo Estados Unidos puede dar fe: La naturalización es un mecanismo clave para el empoderamiento de las familias inmigrantes, quienes hacen contribuciones significativas a la economía y paisaje cultural de sus ciudades”, dijo el alcalde Bill de Blasio en un comunicado. “Este estudio demuestra la necesidad de incentivar aún más los programas y políticas que aseguren que más inmigrantes elegibles pueden naturalizarse”.

El reporte sugiere que la naturalización de todos los residentes elegibles en las 21 ciudades examinadas, aumentaría el ingreso individual en 8.9% o un promedio de $3,200 en un año. El incremento de los ingresos combinados de las ciudades en cuestión implicaría $5.7 mil millones de nuevos fondos en un año para el país. La tasa de empleo y de propiedad de vivienda también crecería en 2.2 puntos porcentuales y 6.3 puntos porcentuales, respectivamente.

“Los programas que ayudan a los inmigrantes a convertirse en ciudadanos son una herramienta imprescindible para las ciudades de Estados Unidos”, comentó Nisha Agarwal, comisionada de MOIA. “Este estudio cuantifica lo que los defensores de la ciudadanía han creído durante mucho tiempo (…) El aumento de la tasa de naturalización fortalece la capacidad financiera de los inmigrantes y beneficia directamente a sus ciudades”.

A nivel nacional existen 8.7 millones de inmigrantes que son elegibles para naturalizarse, pero menos del 10% se hace ciudadano cada año.

El estudio encontró que “las iniciativas locales que facilitan el proceso de naturalización para los inmigrantes, son una buena política a medida que aumentan los ingresos fiscales y disminuyen los gastos del gobierno”.

Según Bob Annibale, director global de Citi Community Development, “los hallazgos del reporte muestran que la ciudadanía es un activo no sólo para inmigrantes elegibles,  también para ciudades y la economía”.

Annibale recordó que a lo largo del país, por medio de Cities for Citizenship, “municipos y sus socios comunitarios están desarrollando programas innovadores de naturalización para hacer posible esta oportunidad económica subutilizada que podría resultar en economías urbanas más incluyentes y prósperas”.

Para agosto de 2015, las 21 ciudades estudiadas eran miembros de la campaña nacional Cities for Citizenship, con excepción de Dallas, Houston y Miami, que se unieron en el otoño, pero que fueron consideradas para el estudio debido a sus grandes poblaciones de inmigrantes.

El análisis realizado en este estudio se basó en cifras de la Oficina del Censo y datos administrativos a nivel local.

Más ciudadanos en NYC

Parte del esfuerzo de la ciudad de Nueva York para continuar incrementando la tasa de naturalización, es un programa anunciado por el alcalde De Blasio en el otoño, que proporcionará servicios gratis de asesoría para llenar la solicitud de ciudadanía en las bibliotecas públicas a partir de 2016.

El nuevo programa se ofrecerá en colaboración con la Alcaldía, MOIA, el Sistema de Bibliotecas Públicas de Nueva York, el Departamento de Desarrollo Comunitario y Carnegie Corporation of New York.

Con esta campaña se creará la red New American Corners, con base en el sistema de bibliotecas de la ciudad. El modelo permitirá compartir información relacionada con la ciudadanía y recursos de capacitación financiera para los aspirantes.