Que no te sorprenda el cáncer de colon

Hágase exámenes preventivos a tiempo porque esta enfermedad no siempre presenta síntomas

Guía de Regalos

Que no te sorprenda el cáncer de colon
El salvadoreño Guillermo Chacón, poco después de la cirugía en la que le removieron un cáncer de colon avanzado hace 11 años.
Foto: Suministrada

“Yo casi me muero. Fue una crisis personal muy difícil”. Así recuerda Guillermo Chacón la pesadilla que vivió tras ser diagnosticado con cáncer de colon hace 11 años, pocos días antes de cumplir 42.

Fue una sorpresa, porque nunca había sentido nada fuera de lo común, aparte de constipación, malestar, dolor de estómago e indigestión”, asegura el hombre salvadoreño de 53 años que reside en Nueva York.

Sin embargo, todo cambió un día cuando iba camino al aeropuerto y tuvo la necesidad urgente de ir al baño. “Me dio una hemorragia y evacué sangre y como no tenía dolor no le dije nada a nadie. Pero luego tuve que regresar al baño y pasó lo mismo. Al contarle a mi esposa que es enfermera me dijo que fuera inmediatamente a una sala de emergencia”, recuerda.

Aunque pensaban que se trataba de una úlcera estomacal que estaba sangrando, una colonoscopia en el hospital reveló que tenía un tumor grande en el colon que terminó siendo cáncer en etapa IV (el más avanzado).

“Eso fue una sorpresa muy dura para mí y allí fue cuando comenzó mi viaje al infierno”, asegura Chacón, quien cinco años después de una extensa cirugía y repetidos tratamientos con quimioterapia y radiación fue declarado libre de cáncer.

Enfermedad silenciosa

El caso de Chacón no es poco común. Por el contrario, como él son muchas las personas que son sorprendidas con el diagnostico de una enfermedad de la cual nunca pensaban que estaban padeciendo.

Al no presentar síntomas durante su etapa temprana –algunos sólo tienen estreñimiento, sangrado y dolor abdominal— al cáncer colo-rectal se le conoce como una enfermedad silenciosa.

Un gran problema es que mucha gente no tiene síntomas sino hasta cuando ya es muy tarde. Algunos de los síntomas más comunes serían sangre en la materia fecal, o heces de color oscuro. Pero cuando esto ocurre es porque el cáncer ya está muy avanzado”, asegura el doctor Álvaro Carrascal, Vicepresidente de los Sistemas de Salud de la Sociedad Americana contra el Cáncer.

Sin embargo, a pesar de su difícil diagnóstico, el doctor Carrascal explica que el cáncer de colon es fácil de prevenir realizándose pruebas de detección temprana como la colonoscopia.

“La Sociedad Americana contra el Cáncer (ACS) recomienda que a partir de los 50 años se hagan pruebas como la colonoscopia, sin embargo, se recomienda que todo individuo averigüe si en su familia hay antecedentes de cáncer de colon. Si los hay, tienen que consultar con un médico a más temprana edad”, sugiere Carrascal.

Según la ACS, el cáncer de colon es la segunda causa de muerte por cáncer entre los latinos y la tercera a nivel general después del cáncer del pulmón. Se estima que este año 95,000 estadounidenses serán diagnosticados con este tipo de cáncer y 50,000 morirán a causa del cáncer de colon y recto combinados.

Factores de riesgo

Si bien no se conocen las causas exactas de por la cuales ocurre el cáncer de colon, el doctor Carracas indica que, aparte de los antecedentes familiares y la historia de pólipos en el colon, existen otros factores de riesgo que pueden llevar al desarrollo de esta enfermedad.

“Sabemos que la obesidad y el exceso de peso, así como el consumo excesivo de carne roja o carnes procesadas han sido asociados con el cáncer del colon. También el fumar y el consumo excesivo de alcohol”, explica el especialista de la ACS.

“También existe una asociación con la diabetes tipo 2. Las personas que tienen esa enfermedad están en mayor riesgo de sufrir de este cáncer”, agrega el oncólogo.

Aunque los latinos por lo general no están en mayor riesgo de desarrollar cáncer de colon, el doctor Carrascal asegura que el problema es que muchos hispanos no tienen acceso a las pruebas de detección temprana debido a que no tienen seguro de salud, o porque no acuden rutinariamente al médico.

“Esto hace que en los latinos haya una tasa menor de pruebas de detección del cáncer y cuando son diagnosticados es muy tarde”, asegura el especialista.

Se puede prevenir

Lo importante es que la gente sepa que este es un cáncer que se puede prevenir. Si la persona se hace una colonoscopia y le encuentran un pólipo se lo pueden quitar. Los pólipos son los precursores del cáncer de colon”, explica Carrascal.

Estudios realizados por el Instituto Nacional del Cáncer de EEUU, demuestran que cuando se remueven pólipos o crecimientos pre-cancerígenos durante una colonoscopia, se reduce el riesgo de fallecer por cáncer de colon en un 50%.

Según los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC), uno de cada cuatro hombres y una de cada cinco mujeres en EEUU desarrollaran pólipos en el intestino grueso durante el transcurso de sus vidas.

Los pólipos son crecimientos pre-cancerígenos que se pueden remover durante una colonoscopia.
Los pólipos son crecimientos pre-cancerígenos que se pueden remover durante una colonoscopia.

Aparte de la colonoscopia, el médico también recomienda hacerse pruebas para detectar sangre oculta en las heces fecales. “La gente puede tomar las muestras en la tranquilidad de su hogar y enviar el paquete al laboratorio y los resultados se los mandan al médico”.

Las posibilidades de supervivencia del cáncer del colon son altas, hasta de un 90%, sobre todo mientras más temprano se diagnostique.

Por esta razón, al ser marzo el Mes Nacional para Concientizar sobre el Cáncer del Colon, la ACS intensifica sus campañas educativas e informativas para prevenir esta enfermedad.

Cuando se estudian los casos por separado, en el hombre hispano el cáncer más común es el del pulmón, seguido del de hígado y luego el colon. En la mujer latina, el principal es el del seno, luego pulmón y en tercer lugar el colon.

“Yo siempre le recuerdo a todo el mundo que el cáncer es el asesino número uno de los latinos y por ello deben ser proactivos con su salud y hacerse las pruebas. Deben conocer la historia médica de su familia. Deben dialogar con su doctor de cabecera y hacerse chequeos anuales”, exhorta Chacón.

¿Oué es una colonoscopia?

Una colonoscopia es un examen que permite a un médico ver de cerca el interior de todo el colon y el recto con el fin de ver si hay pólipos o signos de cáncer. Los pólipos son pequeños crecimientos que con el tiempo se pueden convertir en cáncer. El médico utiliza un tubo hueco, flexible e iluminado, del grosor de un dedo, que tiene en uno de sus extremos una pequeña cámara de video. Este tubo, que se llama colonoscopio, se introduce suavemente en el interior del colon y envía imágenes a una pantalla de TV. Se pueden pasar instrumentos especiales a través del colonoscopio para extirpar pólipos pequeños o para tomar muestras de tejido, si es necesario.

Opciones para personas indocumentadas y sin seguro médico en Nueva York

Para las personas que no poseen seguro médico, o para aquellas que son indocumentadas, existen opciones disponibles para realizarse algunas pruebas de detección del cáncer como la colonoscopia de forma gratuita.

En la ciudad de Nueva York, por ejemplo, el Departamento de Salud e Higiene Mental (DOHMH) creó la Coalición por el Control de Cáncer de Colon (C5), que es un grupo especializado, incluyendo al sistema NYC Health + Hospitals y la Sociedad Americana Contra el Cáncer, que trabajan juntos para aumentar las pruebas de detección y reducir las desigualdades.

Uno de esos programas es el proyecto NYC Community Cares, que pone en contacto a los pacientes sin seguro médico con los centros de endoscopia para que les realicen colonoscopías de detección gratuitas. El programa, lanzado en el 2013, cuenta con 45 sitios de endoscopia independientes.

“El sistema integrado de atención médica NYC Health + Hospitals ofrece colonoscopías a un precio económico y otras pruebas de detección a todos los neoyorquinos, independientemente de su estatus migratorio”, dijo el presidente del sistema NYC Health + Hospitals, el doctor Ram Raju.

Para obtener más información sobre a dónde ir para realizarse una prueba de detección de cáncer de colon en la ciudad, llame al 311 o busque “colonoscopy” (colonoscopia) en NYC.gov. Puede encontrar más información en nyc.gov/health/coloncancer.

También puede contactar a la Sociedad Americana contra el Cáncer en la página: cancer.org o llamar al 1-800-227-2345. Allí puede hablar con especialistas sobre el cáncer que les pueden dirigir a los programas gratuitos en todo el país que ofrecen exámenes sin costo para las personas que no tienen seguro de salud o no poseen documentos.