Por los derechos de los trabajadores rurales

En el Estado de Nueva York, las labores del campo son una actividad industrial y comercial de enorme importancia que depende en gran medida de unos 100,000 trabajadores y trabajadoras, muchos de ellos latinos y muchos inmigrantes indocumentados que trabajan por salarios muy bajos y en condiciones inimaginables en otras actividades productivas. Eso podría cambiar de aprobarse el Acta de Prácticas Laborales Justas de los Trabajadores Agrícolas (Farmworker Fair Labor Practices Act).

Nuestra Hispanic Federation colabora con varias organizaciones comunitarias y de fe y con funcionarios electos de todo Nueva York por la aprobación del Acta. Por ejemplo, con el Ministerio Rural y Migrante (o RMM, por Rural & Migrant Ministry), que realiza una marcha de 200 millas a Albany, la capital del estado, para exigir la aprobación del Acta. La marcha comenzó ayer en Long Island.

Derechos laborales elementales

“Un reto frecuente para la mayoría de nosotros”, comenta Heriberto González, trabajador agrícola y organizador de RMM, “es que trabajamos muchísimas horas en el campo sin recibir el pago que corresponde. Ganamos el salario mínimo, y a veces ni siquiera eso”.

Muchos trabajadores agrícolas como Heriberto González laboran hasta 60 y 80 horas semanales sin goce de horas extras u overtime, y sin cobertura médica, compensación por enfermedad o accidente ni representación sindical.

“El Acta nos brindará a los trabajadores del campo”, agrega González, “ciertos derechos laborales elementales, como un día libre por semana, contratos colectivos de trabajo, etcétera”.

Marchar por la aprobación del Acta

Pero el Acta aún no ha sido aprobada, y de allí la marcha que comenzó ayer en Smithtown, Long Island y que terminará el 1 de junio en Albany, para exigir a los legisladores que honren la larga historia de protección de los trabajadores que caracteriza a Nueva York.

La marcha pasará sucesivamente por Bethpage, Garden City, Floral Park, Jamaica, Park Slope, Washington Heights, Dobbs Ferry, Croton-on-Hudson, Garrison, Cold Spring, Wappinger Falls, Highland, Kingston, Saugerties, Catskill, Ravena, y finalmente, Albany. Les alentamos a acompañen a los trabajadores y trabajadoras del campo durante todo el trayecto, un par de días, solamente un día, o un par de horas. Lo importante es que demuestren su compromiso con esta causa. También pueden hacer donaciones. Lo mucho o lo poco que puedan aportar es igualmente importante para esta marcha.

Si quieren más información, visiten el sitio web www.ruralmigrantministry.org. O llamen a la línea gratuita y bilingüe de la Hispanic Federation, al 866-HF-AYUDA, o (866) 432-9832. También pueden consultar sobre la Federación en www.hispanicfederation.org, o seguirnos en Facebook y Twitter.

Aprovecho para darles el número de la Línea de Información sobre el SIDA, que es el 1-800-233-7432.

¡Celebren con nosotros el vigésimo sexto aniversario de la Hispanic Federation! ¡Hasta la próxima columna!

-José Calderón es el presidente de la Federación Hispana.