Consejos para ser el mejor becario (y optar a un trabajo)

Un trabajo temporal como este puede y debe ser tomado como una entrevista de trabajo
Consejos para ser el mejor becario (y optar a un trabajo)
El 95% de los empleadores valoran la experiencia como un factor en la contratación./ Shutterstock
Foto: Shutterstock

En el actual ambiente de trabajo, ser un buen becario durante los meses de verano, es un buen plan de futuro.

El mercado laboral está muy próximo al pleno empleo y falta talento en muchas profesiones y oficios. Desde electricistas hasta enfermeros. Para quienes estén buscando trabajos de verano y traten de ser becarios en caso de que estén en la universidad  o aprendiendo oficios es una buena noticia porque según los analistas laborales de Challenger Gray & Christmas (CG&C), han comprobado como hay más  y mejores puestos de trabajo para estos.

Y la calidad es importante. “Los trabajos como becarios son más importantes que nunca pero no todos los programas son iguales”, explica en un comunicado Andrew Challenger, uno de los expertos de esta firma. Según él, algunos empresarios no tienen una estrategia con estos trabajos y lo mejor es que cuando se esté en uno de estos programas se aproveche el tiempo.

En muchas ocasiones estos trabajos como becarios abren la puerta, antes o después, a un puesto de trabajo. Tanto los expertos de Challenger Gray & Christmas como los de Careerbuilder ofrecen una serie de consejos para dejarla de par en par.

  1. Hay que estar abierto a las oportunidades. No siempre es fácil trabajar en la empresa que se desea o la que uno cree que le pone en el camino más rápido de un aprendizaje determinado o un empleo, pero las experiencias son lo que cuentan. De hecho las empresas pequeñas, las que se están lanzando y son locales, los negocios de tamaño medio y las organizaciones sin fines de lucro dan más oportunidades para hacer un trabajo interesante o con mayor impacto que las grandes.
  2. Ser profesional. Hay que vestirse apropiadamente (como los compañeros de la oficina) para reforzar la impresión de que se cuadra en la cultura de la empresa. Hay que evitar llegar tarde o irse pronto. Los medios sociales, a no ser que sean el trabajo de uno, mejor dejarlos para otro momento y evitar decir comentarios del trabajo en el foro social que sea en la red. Careebuilder, además, anima a que se aprendan las normas no escrita de la empresa para adaptarse mejor. En caso de que no se esté ocupado todo el tiempo, es mejor no perderlo y buscar qué hacer. Sugerir proyectos (sin agobiar a quienes ya están en otras cosas) es una forma de hacerlo.
  3. Hacer seguimiento de errores y éxitos. Todo el mundo comete errores pero lo que distingue a cada uno es cómo los gestiona y cómo se recupera de ellos. Hay que aprender de ellos y hacerlos personales –nada de excusas– porque eso implica que existe madurez para afrontar las inevitables fisuras profesionales y personales. Por otro lado, hay que mantener un catálogo de logros y éxitos en los que se ha participado para que conste en la empresa y en la hoja de vida. Ser un becario es como estar en una larga entrevista de trabajo.
  4. Medir el tabajo. No hay que hacerse cargo de muchas tareas para agradar. Lo importante es que salga adelante y es mejor no comprometerse en muchos frentes para que no decaiga la calidad. Es mucho mejor sorprender y estar por encima de las expectativas que prometer la luna. Por otro lado, no hay que tener ningún miedo a admitir que hay algo que no se sabe hacer o no se entiende bien. En todos los trabajos se aprende e incluso quienes llevan tiempo en ellos lo hacen porque ninguno es estático. Todos los trabajos evolucionan.
  5. Conocer a los compañeros y hacer seguimiento con ellos, integrarles en las redes de contactos y personas que pueden dar recomendaciones. Cuando el periodo de trabajo llegue a su fin no está de más enviar notas de agradecimiento  y mantenerse en contacto. La red LinkedIn es muy recomendable.
  6. Ser directo. Antes de dar por terminado el periodo de trabajo, es conveniente hablar con el manager, solicitar una valuación (si no se ha hecho por parte de la empresa) con la idea de saber qué se ha hecho bien y qué se puede mejorar. Y sobre todo, si se quiere seguir trabajando en la empresa, no hay que olvidar decirlo

 

Internships.com

Permite encontrar puestos en 50 estados. Al cierre de esta edición había 188,904 disponibles.