Trucos para sentirte llena de forma sana

Es mejor comer más seguido que en grandes cantidades
Trucos para sentirte llena de forma sana
Controla la cantidad de alimentos que consumes
Foto: Shutterstock

Nutricionistas recomiendan 5 comidas durante el día. Desayuno, medias nueves, almuerzo, onces y cena, deben ser nuestros horarios de alimentación. Respetar los alimentos está directamente relacionado con el respeto a nuestro cuerpo, hay un dicho popular muy cierto que dice que “lo que comemos dice mucho de los que somos”.

Buscar perder peso eliminando ciertos alimentos de tu dieta es entendible, pero puede ser un arma de doble filo. Tu cuerpo está acostumbrado al consumo de algunas comidas, eliminarlas de la noche a la mañana podría crear un desbalance. Si toda tu vida has comido harinas y la eliminas de un momento a otro, es natural que cuando vuelvas a consumirlas tu cuerpo busque en ellas lo que por mucho tiempo no encontró, lo que hará que pierdas lo ganado o peor aún, que ganes lo perdido.

La mejor forma de perder peso no es eliminando alimentos, es reduciendo la cantidad de lo que consumimos y tener una mentalidad de balance. Si nos alimentamos cada 3 horas nuestro cuerpo no necesitará de grande cantidades pues no tendrá la necesidad de saciar el hambre.

Acá encontrarás formas de llenar tu estómago de tal forma que no necesites consumir una mayor cantidad de comida que puede ser difícil de digerir. Ten en cuenta los siguientes consejos.

Como seguramente has escuchado varias veces, el agua resulta muy efectiva para las dietas, pero no hay que excederse, podrías llegar a sufrir de retención de líquidos. Mantenerse hidratado es fundamental para la salud, un adecuado consumo de líquidos es muy importante.

El agua se puede consumir con dos fines. El primero por hidratación y el segundo para crear sensación de llenura, si el fin es el segundo te sugerimos que previo a cada alimento tomes dos vasos de agua acompañados de:

  • Una cucharada de fibra (la consigues en tiendas naturistas), tiene una baja carga calórica y además de ayudar a la digestión aporta a generar la sensación que buscamos.
  • Una cucharada de linaza en polvo, cumple el mismo fin de otras fibras genéricas que vendes en las tiendas. La linaza ayuda a la digestión pues de sus semillas puede ser extraído un aceite. Este ingrediente puede tener un nivel calórico un poco más alto, pero sus beneficios son notables.
  • Una cucharada de semillas de chía, éstas debes dejarlas desde la noche anterior en agua, de tal forma que tengan tiempo de absorber el líquido y así mismo cumplan su función de crear sensación de saciedad.

Estos consejos naturales puedes ponerlos en marcha desde ya, son efectivos y sanos. No necesitas mezclarlos, pero de hacerlo puedes estar tranquila de no estar afectando tu cuerpo a futuro.