Desmantelan red de narcotráfico liderada por hispano en Queens

Los cabecillas podrían enfrentarse a 25 años de cárcel
Sigue a El Diario NY en Facebook
Desmantelan red de narcotráfico liderada por hispano en Queens
Oswaldo Alfaro (izquierda) y Walter Dancey fueron arrestados y podrían enfrentar a 25 años de cárcel.
Foto: Oficina General del Condado de Suffolk

El fiscal general del condado de Suffolk, Thomas Spota anunció el miércoles el desmantelamiento de una red de distribución de heroína que operaba en Queens, liderada por un hispano de 35 años. La organización de tráfico de drogas suministraba gran parte del caudal que llegaba a Brentwood y Central Islip.

Oswaldo Alfaro fue arrestado con cargos por ser el cabecilla del grupo con un delito A-1, lo que podría significar un cuarto de siglo en la cárcel. El segundo de a bordo, Walter Dancey, de 31 años, se enfrenta a la misma condena por llevar los mandos desde su casa en el condado de Suffolk. Ambos se enfrentan además a cargos por conspiración de segundo grado y posesión criminal de sustancias ilegales.

“Oswald Alfaro distribuyó 240 bolsas de heroína en Central Islip y Brentwood cada tres días“, sentenció el fiscal general Spota. “Alfaro consiguió $12,000 dólares por esas entregas y supervisó a los narcotraficantes que revendían las drogas de 8 de la mañana a medianoche cada día”.

Spota describió a Alfaro como un maestro del narcotráfico, agregando que presionaba a los que revendían la heroína de una manera “que jamás habían visto antes“, hasta el punto de que castigaba a sus empleados si las ventas bajaban.

En el resto de la banda también se han identificado otros hispanos: Jonathan AguilarMaría AlfaroJuan Montoya y Giovanni Delarosa, enfrentan cargos por conspiración de segundo grado y tráfico de heroína en Queens. De los siete arrestados que hay en total, ninguno ha admitido su culpabilidad.

Miembros de la DEA también se incautaron armas, varios kilos de diferentes tipos de estupefacientes, coches de lujo y dinero en efectivo que tenían los jefes de la banda en sus domicilios resultado del exitoso negocio que encabezaban.

Las autoridades celebraron en un comunicado que la red de droga fue totalmente desmantelada, añadiendo que de ahora en adelante “no será una fuente de suministro de heroína que fomente adicción y casos de sobredosis en el condado de Suffolk”.