Imponen cargos a simpatizante de Trump que empujó a mexicano al Subway

El atacante llevaba una gorra con la frase “Make America Great Again” cuando insultó y atacó a las víctimas

Las cámaras ayudaron a ubicar al sospechoso del ataque racista en Union Square
Las cámaras ayudaron a ubicar al sospechoso del ataque racista en Union Square
Foto: NYPD

Willie Ames, de 47, fue impuesto oficialmente de cargos criminales por intento de agresión en primer y tercer grado como crímenes de odio, asalto en segundo y tercer grado como crímenes de odio, y acoso agravado en segundo grado, por atacar a dos hispanos en la plataforma del tren en Union Square, en Manhattan.

El anuncio lo realizó el fiscal de distrito de Manhattan Cyrus Vance Jr. este miércoles, al indicar que la acusación formal fue impuesta en la Corte Suprema de Nueva York.

Ames, quien tiene varios antecedentes criminales por asalto y posesión de drogas, fue acusado de golpear y arrojar a las vías del Subway al mexicano Luis López, de 24 años, en la línea L de la estación Union Square, la noche del viernes 20 de abril.

Al momento del incidente el agresor llevaba una gorra roja pro Trump con la frase “Make America Great Again”. Tras el incidente, López contó que el atacante les dijo que “éramos basura… que odiaba a los mexicanos”.

Tras caer a los rieles, un hermano de López y otra persona lo ayudaron a volver a subir a la plataforma, y lo trasladaron a un hospital cercano, donde fue atendido por una herida leve en la cabeza.

Andrés López, hermano de la víctima, dijo que el sospechoso los acusó de quitarles empleos a los estadounidenses e hizo comentarios despectivos sobre los hispanos.

“Los ataques de este acusado contra dos neoyorquinos fueron ataques contra todos los neoyorquinos, como se asevera en la imputación formal de cargos”, dijo el Vance Jr., agregando que a Ames “se le acusa de haber emboscado selectivamente a dos jóvenes que iban camino a sus hogares después del trabajo, sin ningún motivo más que el origen nacional que él vislumbró en ellos”.

Al informar sobre la imposición de cargos, el Fiscal de Manhattan recordó que el acusado golpeó a sus víctimas sin haber sido provocado, y lo hizo con tanta fuerza, que una de ellas cayó a los rieles del metro en una de las estaciones más concurridas de la ciudad.

“La primera enmienda de la constitución garantiza el derecho de los intolerantes a espetar una retórica odiosa, temerosa, y antiinmigrante por televisión y por Twitter; pero no autoriza los actos de violencia contra los neoyorquinos. Si cree haber sido víctima de un crimen de odio, denúncielo a la Unidad de Crímenes de Odio de la fiscalía al (212) 335-3100, sin importar su situación migratoria”, enfatizó Vice.

De acuerdo con el documento acusatorio y los documentos presentados en la corte, Ames se acercó a dos hombres, de 24 y 26 años, en un tren 4 que iba hacia el norte, e hizo varias declaraciones despectivas sobre los mexicano-estadounidenses.

Cuando el tren se detuvo en la estación de Union Square poco más tarde, el acusado arrastró a la víctima de 26 años afuera del tren por la ropa y le golpeó tres veces en la plataforma de la estación, haciéndole caer a los rieles del tren. Luego intentó golpear a la víctima de 24 años. La víctima de 24 años subió a su amigo a la plataforma de la estación con la ayuda de uno de los presentes, y un testigo llamó al 911.