El concejo estudia límites a la venta ambulante

Se quieren eliminar las parrillas de carbón, entre otras medidas
El concejo estudia límites a la venta ambulante
Las parrillas emiten contaminantes perjudiciales./Archivo

El concejo de Nueva York está estudiando varias medidas que podrían limitar la venta ambulante en zonas de la ciudad y algunas de las prácticas de algunos de los vendedores de comida.

Una de las propuestas que se está examinando, la iniciativa de la concejal Margaret Chin, es ampliar la zona alrededor del WTC en las que está prohibida la venta en la calle. Esta prohibición incluiría varias zonas de Greenwich street, West street,  Broadway, Liberty Street y Trinity Place.

El comité de asuntos del consumidor y licencias de negocios está también considerando aliviar la congestión que persiste en las aceras del centro de Flushing en Queens a pesar de que estas han sido ensanchadas. Una propuesta de ley prohibiría la venta en carritos de fruta, verdura, sodas, flores, cigarrillos o helados además de los que venden comidas en ciertas calles de esta zona de Flushing. El objetivo es que los peatones puedan seguir circulando sin obstáculos.

Adicionalmente, se va a estudiar poner límites a la venta de mercancía general en esta zona.

Esta es una cuestión que ha ocupado al concejo durante tiempo porque además de los problemas de tránsito siempre hay tensiones entre los pequeños negocios y los vendedores de la calle que hacen la competencia a los comercios. Hay un difícil equilibrio a la hora de ponderar los intereses de los vendedores ambulantes y los negocios establecidos que mantiene candente siempre este tipo de legislación.

Una tercera propuesta de ley cambiaría mucho las comidas que se venden en la calle ya que se quiere prohibir son las parrillas de carbón en los carritos de venta ambulante de comida. Según la redacción de esta propuesta, estas parrillas emiten partículas contaminantes que perjudican la salud de los vendedores, los peatones y residentes.