Trabajadora de prisión tuvo una aventura con un preso

El caso guarda similitud con otro ocurrido en la misma prisión hace tres años

La empleada de prisión tuvo un romance con un preso.
La empleada de prisión tuvo un romance con un preso.
Foto: Screenshot Inside Editon

Una trabajadora de prisiones de Nueva York ha sido condenada a un año tras las rejas después de que ella admitió haber tenido un romance con un recluso.

La historia es, en cierto modo, similar a la que se produjo en el centro penitenciario de Clinton, que llegó a los titulares internacionales en 2015. De hecho, sucedió en la misma prisión de la que escaparon los dos internos, Richard Matt y David Sweat.

En ese caso, Joyce Mitchell, una instructora en la sastrería de la prisión, ayudó a Matt y Sweat a escapar después de involucrarse sexualmente con ambos. Mitchell estaba casada en ese momento y sigue casada hoy.

Denise Prell, de 38 años, una maestra de costura, trabajaba en el mismo centro de costura que Mitchell. Denise también se enamoró de un preso, Paul Norris, quien cumplía una condena de 20 años en la prisión de Clinton por homicidio en primer grado.

Al igual que Mitchell, Prell también estaba casada cuando se involucró con un recluso. Ahora, se están divorciando y su esposo ha recibido la custodia primaria de sus dos hijos.

Cuando los funcionarios de la prisión comenzaron a sospechar e interrogaron a Prell, ella admitió haber besado a Norris, haberle dado dinero y haber enviado giros postales a su cuenta de la prisión. Sin embargo, Prell insistió en que ella nunca habría ayudado a escapar a Norris.

Posteriormente, Prell se declaró culpable de abuso sexual y mala conducta oficial, y fue condenada a un año de prisión.

Su abogado, Justin Herzog, alega que la situación de su cliente no es comparable con lo sucedido anteriormente con el caso de la fuga de la prisión de 2015. “Hubo una fuga de la prisión, hubo sugerencias de un complot de asesinato contra el marido de alguien, un montón de ilegalidad. Esto aquí es un romance fuera de lugar”, dijo a Inside Edition

Norris, mientras tanto, ha negado que alguna vez haya tenido lugar una aventura. Desde entonces ha sido trasladado a otra prisión.