Guía para el comprador más práctico y precavido

Prepare cuidadosamente el presupuesto y conozca sus derechos
Guía para el comprador más práctico y precavido
Foto: Shutterstock

Temporada de compras es temporada de nervios y prisas, de futuras estrecheces financieras, de posibles fraudes y de algún que otro malentendido. Para evitarlo lo ideal es planificar y hacerlo con tiempo pero esto último es normalmente escaso por lo que lo más práctico es centrarse en la preparación para hacer que el tiempo y el dinero estén bien utilizados.

El Departamento de Consumidores de Nueva York (DCA) tiene una serie de consejos que se unen a los que tradicionalmente da este diario en la sección #TuBolsillo.

Cuando esté de compras:

  • Haga un presupuesto. Determine cuánto puede permitirse gastar en cada cosa: comidas, salidas, regalos, transporte, etcétera y no se salga de ello. Recuerde que cuando hace regalos tiene que pensar también en lo que cuesta envolverlos. En algunas tiendas es grátis, en otras cuesta algo y si lo tiene que hacer usted, presupueste el precio de los materiales.
  • Haga listas de regalos y personas a las que quiere regalar algo. Ayuda a no perder el tiempo, distraerse, dudar o comprar algo que luego no sea de su agrado.
  • Si teme que se puede desviar del presupuesto pague en cash o con una tarjeta de débito prepagada. Se podrá gastar la cantidad que haya prepagado por ella y ni un centavo más. Quizá alguno menos porque algunas tienen comisiones que no son siempre obvias. Antes de hacerse con una conozca su costo.
  • Si usted es de las personas que no se desvía de lo planificado o puede hacer un esfuerzo por ello, pague con tarjeta de crédito. Las devoluciones son más fáciles y hay mayores garantías de pago. Eso si, luego pague su balance cuando le venza el crédito mensual y a ser posible al completo.
  • Use websites y aplicaciones para ver productos, comparar precios y buscar las rebajas.
  • Evite usar información personal, más de la cuenta, para conseguir cupones. Algunos estafadores consiguen así muchos datos.
  • Recuerde los tres “no” a la hora de ir de compras. No vaya ni con hambre (gastará más), ni con prisas ni con niños (se aburren, se cansan y piden de todo lo que ven por lo que se puede echar a perder el presupuesto del punto primero).

 

Sepa que tiene derechos:

  • Las tiendas tienen sus políticas de devolución pero estas tienen que estar claras en caso de que haya condiciones o limitaciones. Tienen que estar en la caja registradora, la entrada o cualquier lugar que sea de fácil visibilidad al cliente.
  • Lo que no está prohibido está permitido, es decir, que en este caso si no hay un a política de devolución específica se puede devolver lo que se haya comprado si no está usado en 30 días y la tienda le puede dar el dinero o crédito.
  • Pida los recibos de lo que compra y guárdelos. En NYC es obligatorio que le den un recibo por compras de más de $20 y puede pedirlo por las de menos valor.
  • Las tiendas deben tener los precios de los productos en ellos o en una señal donde estén estos en exposición. No se puede cobrar otra cosa que ese precio.
  • El DCA recuerda que hay productos que son muy similares a pesar de que esté diseñados para hombres o para mujeres.”La versión femenina suele ser más cara.
  • Las tarjetas regalo son uno de los presentes más populares. Pero tienen normas como por ejemplo las comisiones por inactividad así que no la olvide en el bolso.

 

Compra desde su hogar. ¿Todo en la Red?

  1. Proteja su identidad. Nunca de información por teléfono, medios sociales o textos. No deje sus datos en computadoras públicas o usando redes libres.
  2. Proteja su computadora de virus y otros intrusos que pudieran hacerse con su información. No abra e mails de gente que no conoce y cuando le manden una dirección de una web, vaya usted mismo a ella. No use el vínculo porque puede llegar a la puerta de un estafador disfrazado de empresa legítima.
  3. Protéjase cuando compre en la red usando páginas seguras, lea las críticas de las que no conocen y verifique que la dirección empieza con https (no solo htpp).
  4. Redoble la vigilancia ante posibles engaños tanto en la red como en las calles. Si quiere donar a una organización caritativa conózcala antes. Y si recibe ofertas espectaculares por teléfono o cualquier otra vía recuerde que cualquier cosa que es demasiado buena para ser verdad normalmente no lo es. 
  5. Tenga cuidado con redes que ofrecen tarjetas regalos con descuentos. Normalmente quieren sus datos y apenas tendrá nada en la tarjeta si la llega a tener.
  6.  ¿Regalos en medios sociales? Desconfíe de los desconocidos y de las invitaciones a entrar en un club de “intercambio secreto de regalos” en el que le prometen que recibirá 36 presentes a cambio de $10. Es un fraude comercial y potencialmente una operación para obtener datos.
  7. Recele de las tarjetas de felicitación. Algunas no llegan con los mejores deseos. No las abra si no las reconoce. No crea en “admiradores secretos” o “amigos” genéricos.