Las 4 acciones que AMLO impulsará a favor de inmigrantes en 2019

Así es como el presidente mexicano busca cumplir las promesas a sus connacionales en EEUU

Presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador.
Presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador.
Foto: EFE

Aunque el mandatario mexicano Andrés Manuel López Obrador evade confrontarse con el presidente Donald Trump ante ataques a México e inmigración, su Gobierno prepara cuatro acciones que buscan fortalecer la posición de sus connacionales en Estados Unidos.

Su intención es aumentar la vinculación entre inmigrantes y sus consulados; redirigir proyectos a los originarios de ese país con más necesidades; impulsar un sistema de participación de mexicanos en sus comunidades de origen, y mejorar la representación en toma de decisiones en México, así lo explicó en exclusiva Roberto Valdovinos, quien dirigirá el Instituto para los Mexicanos en el Exterior (IME).

“La vinculación ahorita se da forma muy limitada, supeditada a políticas asistencialistas… esa relación no es fructífera, es de dependencia… hay una inmensidad de organizaciones, grupos políticos, sociales, filantrópicos, de actividades de ocio, que ya tienen sus redes, que ya están organizados”, apuntó Valdovinos. “También se agregan sus redes de políticos que apoyan a los migrantes, de sindicatos que defienden los derechos de los inmigrantes, todo esto va en mano”.

Consideró que hay programas en los consulados que apoyan sólo a determinados grupos, debido a su relación con el poder, algo que se buscará evitar para bajar recursos a quienes más lo necesiten, así como enlazar directamente a los mexicanos con sus comunidades de origen.

“Vamos a proveer a los migrantes un sistema adaptado a cada nivel socioeconómico que si ellos lo desean puedan involucrar directamente, sin interferencias, sin uso político… al desarrollo de sus pueblos”, expuso.

Agregó que el presidente López Obrador mantendrá en firme su promesa de “convertir a los consulados en procuradurías” en defensa de sus paisanos.

El plan sigue una idea surgida en 2017, cuando el entonces pre-candidato a la Presidencia de México se reunió con sus seguidores en los EEUU por última vez y les hizo una petición: organizarse para la elección del 1 de julio de 2018. Después de un año, al menos 39 comités le ayudaron a hacer campaña en 20 entidades de este país. Ahora utilizará esa red para cumplir sus promesas.

El responsable de la mayoría de esas políticas será Valdovinos, quien lideró extraoficialmente el programa “Semillas del cambio”, el cual era coordinado por Héctor Vasconcelos, entonces secretario de Relaciones con el Exterior del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena).

“Vamos a fortalecer con base del trabajo en coordinación con esas organizaciones (de inmigrantes) … sí es vital que la protección pase de ser pasiva a ser activa… hacerlos actuar, si hay una redada, qué sepan cómo pueden proceder”, apuntó.

Después de una polémica reducción de recursos para la Secretaría de Relaciones Exteriores, la Administración de López Obrador rectificó, como lo prometió el secretario Marcelo Ebrard, y al menos proyecta los mismos recursos para 2019.

Es decir, se destinarán $12,000 millones de pesos para atención, protección, servicios y asistencia consulares; $4,000 millones de pesos actividades de apoyo administrativo, y $1,000 millones para la promoción y defensa de los intereses de México en el ámbito multilateral.

Sin embargo, hay recortes para programas como 3 x 1, que implementa la Secretaría de Desarrollo Social, el cual podría desaparecer.

“Si se mantiene, no puede trabajando con mafias locales, sobre el uso electoral, eso no puede seguir… el 3 x 1 no es nada con respecto con los recursos que mexicanos mandan del extranjero”, indica Valdovinos sobre ese plan de inversión entre el Estado y los fondos de inmigrantes para desarrollar sus comunidades.

Los proyectos siguen en planeación, aunque el próximo director del IME afirma que la idea es impulsar una estrategia a seis años, por ahora se trabaja “en el cambio estructural”.

Actualmente hay casi 12 millones de mexicanos en el exterior, de los cuales más de cinco millones son indocumentados. En el año fiscal 2018, la oficina de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) deportó a 141,045 mexicanos, alrededor del 10% más que en 2017, cuando se expulsaron a 128,765.